Los cortadores de caña denuncian sus condiciones de trabajo

Corte de caña en Cuba. (Conexión Cubana)
Corte de caña en Cuba. (Conexión Cubana)

La recién concluida zafra azucarera no logró cumplir los pronósticos productivos. Los analistas se han esforzado en explicar las causas del reiterado fracaso y han hablado de reparaciones inconclusas o defectuosas y de mala organización, pero ninguno ha mencionado el factor social.

Trabajadores vinculados al corte de caña en Holguín se quejaron del abandono a que fueron sometidos y de las múltiples violaciones a sus derechos laborales durante la cosecha que acaba de finalizar.

Los integrantes de la Unidad Económica Básica del central Loynaz Hechavarría del municipio Cueto aseguran haber trabajado más de 16 horas diarias a partir de las cinco de la mañana, durante los más de cuatro meses que duró la recolecta.

Heriberto Cuenca Tamayo, operador de una combinada cañera, dijo a 14ymedio que su brigada había sido víctima de violaciones de la ley laboral y fue el grupo más sufrido: a pesar del intenso calor que hizo en estos meses, carecían de agua fría por falta de hielo. Tampoco recibieron la ropa de trabajo prometida, y comían lo que resolvían por su cuenta, ya que ni café les ofrecían.

Heriberto Cuenca Tamayo, operador de una combinada cañera, dijo a 14ymedio que su brigada había sido víctima de violaciones de la ley laboral

Mencionó que la empresa todavía incumple el pago en moneda convertible del estímulo que les corresponde por contrato de trabajo a los integrantes de la brigada. También lamentó la falta de asistencia técnica que los auxiliara en las roturas de las combinadas para el corte de caña. Ellos solo cobran como operadores, pero también tienen que ejercer de mecánicos, trabajo para el que no están calificados.

“Quedamos abandonados en las ocasiones que se rompieron las máquinas y para seguir trabajando tuvimos que gestionar personalmente las piezas y el arreglo”, contó a este diario Cuenca Tamayo.

Junto a sus compañeros, manifestó sentirse desprotegido. Los jefes solo hablan de obligaciones, de orden, de disciplina y de exigencia. “Cuando dicen que hay que hacer más con menos, parece que están pensando en más esfuerzo y menos condiciones, más deberes y menos derechos”.

“Ni en la Constitución ni en ninguna otra ley cubana está establecido legalmente el derecho a huelga, pero tampoco el sindicato resolvió nuestros problemas a pesar de plantearlos en varias ocasiones”, aseguró este trabajador de la caña.

Por su parte Mario González, jefe de zafra de la Empresa Azucarera, informó que Holguín incumplió el plan de producción de azúcar al no alcanzar la cifra prevista de 207.801 toneladas, faltando casi 4.000 toneladas para llegar a la meta. En esta zafra la provincia molió con cinco centrales azucareros de los 10 con los que contaba hasta el año 2002.

El funcionario explicó que entre las causas que llevaron al fracaso están las averías en las combinadas, las paradas en las molidas de los centrales por la falta de caña, ocasionadas por llegar tarde los pelotones a los frentes del corte, y otras de índole organizativo. “Hubo caña suficiente en los campos, pero no se supo hacerla llegar a los centrales”, aseveró Mario González en un programa de la radio local.


Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 32