No habrá fiestas y tampoco pipas de cerveza en Cienfuegos

'5 de Septiembre' deja claro que las actividades en espacios abiertos, como las trochas, carnavales o pipas de cerveza “no procederán”
'5 de Septiembre' deja claro que las actividades en espacios abiertos, como las trochas, carnavales o pipas de cerveza “no procederán”. (Redes)

Lo que era vox populi ha sido confirmado este jueves por el periódico local 5 de Septiembre, órgano del Partido Comunista en la provincia de Cienfuegos: todas las fiestas quedan suspendidas hasta enero como parte de la resaca del luto obligatorio por la muerte del expresidente Fidel Castro.

"La población misma, en mayoría, prefiere la solemnidad e intimidad de las celebraciones", dice el semanario que, después de un larguísimo período de inactividad, ya puede consultarse online.

La noticia no sorprende a nadie. Durante el luto oficial por la muerte del exgobernante, la policía se encargó de dejar claro que nadie podría expresar la más mínima muestra de alegría. Un joven cienfueguero fue golpeado y apresado en las inmediaciones del servicentro de La Calzada y hay varios reportes de detenidos y amenazados en esta ciudad del sur de la Isla.

"Una semana después de la muerte de Fidel [Castro],los jefes nos explicaron que no podría ponerse música alta en el bar", explica un vendedor de cerveza dispensada que no quiere ser identificado por temor a represalias.

El hombre afirma que incluso se dijo que probablemente no se expenderían bebidas alcohólicas el resto del año, pero que al final "los de arriba" cambiaron de decisión.

"Seguro que para Navidad queda en falta la cerveza y entonces el Gobierno se escuda en que no es que ellos lo prohíban, sino que no hay disponibilidad de recursos. Esto es lindo, hay que entenderlo", agrega.

Con un término típico de la burocracia cubana, 5 de Septiembre deja claro que las actividades en espacios abiertos, como las trochas, carnavales o pipas de cerveza "no procederán".

"Siempre es igual en este país, ellos piensan y el resto tiene que obedecer, por eso es que la gente al final se va para donde sea”

La justificación que da el periódico es que "la particular idiosincrasia del cubano establece que el llanto y la tristeza no terminan de un día para otro".

"Al final a mí me da lo mismo, yo no voy a esos carnavales porque los productos son carísimos y de baja calidad, hay tremenda aglomeración de personas y lo que haces es buscarte problemas", dice Liudmila, una ama de casa de 41 años.

"¿A cuánta gente han matado en esas fiestas cuando se emborrachan? Deberían quitarlas todas. Además, de qué productos hablan, si lo único que te encuentras en las tablillas es una infinidad de variedades de huevo y lo mismo que está siempre en venta y que nadie compra", agrega.

Yurizán, un barbero de 24 años, cree que se trata de "un abuso". "¿Por qué tienen que decidir por mí si yo quiero estar triste o no? Siempre es igual en este país, ellos piensan y el resto tiene que obedecer, por eso es que la gente al final se va para donde sea", dice molesto.

Aunque el rotativo especifica que la provincia no se encuentra de luto, aclara que todos los festejos serán trasladados a enero, pero los ciudadanos tendrán la oportunidad de celebrar efemérides históricas como "el advenimiento del aniversario 58 de la Revolución", el desembarco del Granma y otra reedición de la Caravana de la Libertad.

Además, se explica que "no se limita el expendio de bebidas alcohólicas en tiendas y establecimientos y esta tendrá lugar todos los días". El diario afirma que el Ministerio de Comercio Interior está gestionando la importación de bebidas para mantenerlas en el mercado.

"Aunque prohíban la fiesta, el fetecún este fin de año no me lo quita nadie, aunque tenga que hacerlo en el patio de mi casa", afirma el joven.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 16