Los habaneros arrasan con las tarjetas para conectarse a la 4G

Etecsa se queda sin USIM, imprescindibles para acceder a esta red, en buena parte de sus oficinas

Oficina de Etecsa en el Aeropuerto Internacional José Martí. (14ymedio)
Oficina de Etecsa en el Aeropuerto Internacional José Martí. (14ymedio)

La ansiedad de los habaneros por conectarse a la red 4G ha arrasado con las reservas de tarjetas USIM, agotadas en buena parte de las oficinas de la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (Etecsa) de la capital, en cuyo litoral comenzó a funcionar esta tecnología el pasado 8 de marzo.

La USIM o Módulo Universal de Identificación del Abonado es un chip para la telefonía móvil que permite la conexión a la red 4G, soporta la realización de videollamadas, tiene capacidad para guardar un mayor número de contactos, además de otorgar seguridad y protección al tráfico de internet. Esta tecnología, a la venta por un importe de 3 CUC, ya se recomendaba para la conexión 3G, pero con la llegada de su hermana mayor se ha hecho imprescindible.

"La semana pasada se nos acabaron las tarjetas y por eso no estamos cambiándolas", indicó una trabajadora de una oficina del monopolio estatal en los bajos del céntrico edificio Focsa, en El Vedado. "Llegaron muchos usuarios en los primeros días después del anuncio de la 4G y no teníamos suficientes USIM", lamenta.

"La semana pasada se nos acabaron las tarjetas y por eso no estamos cambiándolas", indicó una trabajadora de una oficina del monopolio estatal en los bajos del céntrico edificio Focsa, en El Vedado

La empleada explica que están a la espera de recibir nuevas unidades y, mientras tanto, envía a los clientes a las oficinas de Miramar u otros barrios donde augura que puedan tener.

Un recorrido hecho por este diario en al menos una decena de estas oficinas confirmó que incluso en la ubicada en el Aeropuerto Internacional José Martí se han agotado. En atención al cliente de Etecsa aseguran que hay disponibilidad en algunos locales, como los de Carlos III, Águila, Obispo y Monte, pero en todo el municipio de Plaza es imposible encontrar una USIM.

La red 4G se activó en un momento de creciente malestar entre los clientes de la empresa de telecomunicaciones por la mala calidad de la navegación web desde los celulares, que se había agravado en las últimas semanas. El servicio 3G comenzó el pasado 6 de diciembre y, desde entonces han sido frecuentes las quejas por la baja velocidad y calidad de la conexión.

En varias zonas del país los clientes se quejan de que no es posible navegar en la web en las horas picos, se tarda mucho en subir un archivo o que apenas han podido usar el paquete de datos que compraron por el mal funcionamiento de la conexión.

"Lamentablemente no es algo que uno pueda conseguir en el mercado negro, como un teléfono o una funda para el móvil, sino que hay que esperar a que Etecsa tenga las USIM para poder comprarlas"

"Cuando me enteré de que había llegado la 4G pensé que me iba a quitar todos esos problemas de encima", cuenta a 14ymedio Giancarlos, un cubano de 22 años que este sábado hacia una larga fila a las afueras de la oficina de Etecsa de la calle Obispo en La Habana Vieja. Pero el joven nunca recibió el mensaje de texto (SMS) con el que Etecsa anuncia a los clientes la posibilidad de usar la 4G a pesar de hallarse en el grupo de usuarios de "alto consumo".

"Desde diciembre para acá siempre he comprado el paquete de 4 gigabits, porque yo uso mucho la conexión", asegura Giancarlos. "Pero no me llegó el mensaje de Etecsa de que puedo usar la 4G porque mi tarjeta SIM es de las viejas. Tengo que cambiarla por una USIM pero ahora no hay", se queja.

"Lamentablemente no es algo que uno pueda conseguir en el mercado negro, como un teléfono o una funda para el móvil, sino que hay que esperar a que Etecsa tenga las USIM para poder comprarlas", detalla Lucía, una abogada de 38 años que también espera porque suministre los modernos chip en la oficina cercana a su casa en Nuevo Vedado.

"Cuando no es una cosa es la otra pero con Etecsa es muy raro que algo salga bien de principio a fin", opina. "Ahora tenemos 4G pero no tenemos tarjeta, vamos a ver qué falta mañana".

"Ahora tenemos 4G pero no tenemos tarjeta, vamos a ver qué falta mañana"

Como 4G se conoce a la cuarta generación de tecnologías de telefonía móvil, posterior a las 2G y 3G, que ofrece velocidades máximas de transmisión de datos que van de entre 100 Mbit/s (12,5 MB/s) en movimiento hasta un 1 Gbit/s (125 MB/s) en reposo.

La red 4G está en pruebas hasta la fecha y a ella pueden conectarse los usuarios que generen tráfico superior a 1,5 GB con las mismas tarifas o paquetes vigentes para los datos móviles a través de la 3G. Etecsa anunció este viernes la bajada de la cantidad exigida para ser usuario de la red, que inicialmente era de 2,5 GB.

El servicio cuesta 10 centavos de CUC por megabit, aunque la mayoría de los usuarios se acoge a la opción de comprar uno de los cuatro paquetes de datos, que van desde 600 megabits por 7 CUC a 4 gigabits por 30 CUC, este último es el equivalente al salario mensual de un profesional.

Al concluir el mes de enero, Etecsa tenía 5,4 millones de líneas activas y el crecimiento promedio mensual era de 50.000 nuevas líneas, según datos oficiales. El 40% de los usuarios de la telefonía móvil "genera tráfico de datos de algún tipo", ya sea por el uso del correo Nauta, los MMS o la navegación web.

___________________________________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de 14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 39