EE UU confirma la "reanudación limitada" de sus servicios consulares en Cuba

Esta reapertura forma parte, asegura la Embajada, de "la expansión más amplia" de sus funciones

Timothy Zúñiga-Brown, encargado de negocios de la Embajada de EE UU en Cuba, en su comparecencia ante los medios independientes, este jueves. (14ymedio)
Timothy Zúñiga-Brown, encargado de negocios de la Embajada de EE UU en Cuba, en su comparecencia ante los medios independientes, este jueves. (14ymedio)

La Embajada de Estados Unidos en La Habana confirmó este jueves que iniciará la "reanudación limitada" de sus servicios consulares, aunque no detalló la fecha exacta para esta reapertura.

Según la sede diplomática, que convocó en la residencia del encargado de negocios, Timothy Zúñiga-Brown, en el barrio habanero de Miramar, exclusivamente a los medios independientes, los planes no incluyen, por el momento, la rehabilitación del visado de cinco años para los cubanos residentes en la Isla.

Tampoco prevén, por ahora, reabrir los centros de información, la biblioteca y las salas de navegación web que existen en la Embajada.

En cuanto al programa de refugiados para cubanos, Zúñiga-Brown recordó que se tramitan a través de la Acnur, la agencia de la ONU para los refugiados.

Cuando se ponga en funcionamiento, el consulado trabajará con el Centro Nacional de Visas para "programar un número limitado de citas de visas de inmigrante", siempre que los solicitantes presenten todos los documentos requeridos. Estos serán atendidos, advierten, solo con cita previa.

Hasta entonces, precisó también, el lugar principal para procesar visados para los cubanos seguirá siendo la Embajada en Georgetown, Guyana, que no obstante, y en función de la afluencia de solicitudes, seguirá tramitando esos documentos

La entrevista consular, precisó el encargado de negocios a este diario, se pagará en dólares.

"Los solicitantes no necesitan ponerse en contacto con las Embajadas de La Habana o en Georgetown, ya que serán notificados directamente con la información de su cita", agregó el encargado de negocios.

El comunicado oficial señala que la reapertura parcial de los servicios forma parte de "la expansión más amplia" de sus funciones "para facilitar el compromiso diplomático con la sociedad civil y para ampliar la prestación de servicios consulares".

Hasta entonces, precisó también, el lugar principal para procesar visados para los cubanos seguirá siendo la Embajada en Georgetown, Guyana, que no obstante, y en función de la afluencia de solicitudes, seguirá tramitando esos documentos.

Además de "algunos servicios de visado de inmigrante", dice el comunicado, el consulado "seguirá proporcionando servicios esenciales a los ciudadanos estadounidenses y una tramitación limitada de visados de emergencia para no inmigrantes".

A la pregunta de si se seguirán pagando elevadas sumas al sistema público de salud por la realización de ese chequeo, la respuesta fue: "Eso será una decisión del Ministerio de Salud Pública cubano"

La noticia había sido adelantada este martes por la agencia Reuters, que aseguraba que el "despliegue de adicionales representantes consulares en La Habana" es resultado de la revisión de un año de la política de Biden sobre Cuba y que esta situación "marcaría una fase inicial de flexibilización de los estrictos límites de visados impuestos bajo el mandato del anterior presidente, Donald Trump".

Estados Unidos redujo el personal de su embajada en Cuba en 2017, después de que una treintena de sus diplomáticos sufriera unos misteriosos incidentes de salud conocidos como "síndrome de La Habana" y cuyos motivos aún no han sido aclarados.

Preguntado por 14ymedio si esta reanudación parcial de los servicios significa un cambio de postura hacia los presuntos ataques acústicos, Zúñiga-Brown se refirió a las declaraciones del secretario de Estado Antony Blinken sobre la investigación en curso y añadió que esto no puede verse como un "pasar la página".

Fuentes del Departamento de Estado habían dicho a este medio que uno de los temas más delicados para el pleno restablecimiento de los servicios era encontrar un mecanismo para que la realización del examen físico, exigido para obtener un visado de inmigrante y realizado a través del sistema hospitalario cubano, no fuera la abultada fuente de ingresos que había sido para el régimen.

Sin embargo, a la pregunta de si se seguirán pagando elevadas sumas al sistema público de salud por la realización de ese chequeo, la respuesta fue: "Eso será una decisión del Ministerio de Salud Pública cubano".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 21