Una Marcha de las Antorchas con un gran despliegue de fuerzas de seguridad en La Habana

Miguel Díaz-Canel y Raúl Castro encabezaron el acto, blindado por decenas de uniformados

Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel presidieron el evento de anoche, víspera del natalicio de José Martí. (Cubadebate)
Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel presidieron el evento de anoche, víspera del natalicio de José Martí. (Cubadebate)

Decenas de uniformados y de agentes vestidos de civil resguardaron todas las calles de La Habana por donde pasó este jueves la Marcha de las Antorchas, encabezada por una comitiva oficial con Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel al frente. El desfile se celebró, como es tradición, en vísperas del natalicio de José Martí, pero el fuerte operativo de seguridad se inició dos días atrás en El Vedado y Centro Habana, barrios donde se encuentra la Universidad de La Habana, sede del acto que comenzó al filo de las 8:30 pm.

"¿Y qué está pasando hoy aquí, viene alguien grande?", preguntó este jueves una mujer que esperaba para comprar refrescos en una cafetería de la calle Hospital, en Cayo Hueso, Centro Habana. "Parece que sí, viene alguien grande y con mucha barriga", le contestó con sorna otra mujer que estaba en la misma cola provocando las risas entre los demás.

Los vecinos se preguntaban por qué tanto alboroto mientras observaban los ensayos del operativo, uno de los más grandes que recuerdan los residentes de Centro Habana.

Los uniformados comenzaron a desplegarse el mediodía del 25 de enero por El Vedado, donde está ubicada la escalinata universitaria y comienza la marcha, y también por gran parte del barrio de Cayo Hueso, en los alrededores de La Fragua Martiana, donde culmina el acto.

Desde bien temprano en la tarde, uniformados resguardaban el acceso a la Universidad de La Habana. (14ymedio)
Desde bien temprano en la tarde, uniformados resguardaban el acceso a la Universidad de La Habana. (14ymedio)

A pocos metros, otro grupo numeroso de uniformados de la Dirección de Inmigración y Extranjería subía las escaleras de otra edificación y preparaban la actuación de este jueves. Algunos se lamentaban por las horas invertidas en los preparativos. Primero una concentración para explicarles los detalles del operativo, después el ensayo. "Ya no puedo más del hambre que tengo", se quejaba uno de los agentes. Otros de sus compañeros le respondía: "Toma bastante agua, para engañar al estómago".

En la calle Hospital, oficiales de alto rango del Ministerio del Interior revisaban las orientaciones que habían dado a agentes de la Seguridad del Estado vestidos de civil. "Ellos dos se van a incorporar contigo aquí", ordenaba uno de los jefes que, previamente, había ubicado a los uniformados en las casas que bordean la calle San Lázaro para vigilar desde los balcones el acto oficial. A los pocos minutos, se veía a los jóvenes asomados en balcones y ventanas que dan hacia las calles por donde iban a pasar Miguel Díaz-Canel y su comitiva.

Las cafeterías de la zona tampoco se libraron de la avalancha de uniformes verdes. En la cafetería A tu tiempo, en la esquina de las calles Hospital y Jovellar, decenas de cadetes del Ministerio del Interior compraron los días previos todas las galletas y palitroques ante la mirada asombrada de los clientes que esperaban en la cola y después se retiraban hacia el Parque de los Mártires, donde estuvieron concentrados.

En los últimos años, varias tragedias enlutaron al país en los días previos a esta misma celebración. Un tornado causó gran destrucción en zonas de la capital en el año 2019 dejando a su paso ocho muertos, 200 heridos y más de un millar de viviendas destruidas. En 2020 el derrumbe de un balcón provocó la muerte de tres niñas en La Habana Vieja, aunque el Gobierno no suspendió el acto oficial pese a las peticiones de la sociedad.

La primera Marcha de las Antorchas fue organizada el 27 de enero de 1953 como homenaje a José Martí en los 100 años de su nacimiento. Aunque el Gobierno de Fulgencio Batista no concedió el permiso para realizarla, los estudiantes marcharon sin que la policía interviniera.

Después, la peregrinación se convirtió en un acto gubernamental en el que participa el oficialismo, con la presencia de los mayores dirigentes del Partido Comunista, la Federación Estudiantil Universitaria y representantes de otras organizaciones políticas del régimen. Muchos jóvenes universitarios asisten más por presión que por convencimiento, aunque es muy habitual que estos hagan acto de presencia unos minutos para luego acabar escapando por las entrecalles por donde pasa la caravana.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 36