La construcción privada de viviendas compensa la inacción del Estado en Sancti Spíritus

Solo se entregan unas 246 viviendas estatales frente a las más de mil edificadas por particulares

Las autoridades dicen que la construcción de viviendas nuevas se salva gracias al empuje del esfuerzo propio y, aunque no da cifras de cuánto se sobrepasan las expectativas, la cantidad se adivina elevada. (Escambray)
Las autoridades dicen que la construcción de viviendas nuevas se salva gracias al empuje del esfuerzo propio y, aunque no da cifras de cuánto se sobrepasan las expectativas, la cantidad se adivina elevada. (Escambray)

La vivienda construida por los particulares ha superado lo pactado en el plan de 2021 en Sancti Spíritus, mientras el Estado cumplió poco más de la mitad de lo acordado. El director provincial de Vivienda, Néstor Borroto, cuenta este martes en el diario local Escambray que la obra nueva se salva gracias al empuje del esfuerzo propio y, aunque no da cifras de cuánto se sobrepasan las expectativas, la cantidad se adivina elevada.

En febrero de 2021 se anunció el plan previsto en el año, que añadía 1.441 nuevos inmuebles al precario fondo habitacional espirituano. De estos, 993 debían ser por iniciativa privada, incluyendo 452 células básicas habitacionales (CBH) –de unos 25 metros cuadrados–. Las restantes, 448, serían ejecutadas por la vía estatal.

Borroto sitúa ahora en un 55%, unas 246, las viviendas estatales entregadas y un 56% las CBH estatales realizadas (253 unidades). "No así el esfuerzo propio, que sobrepasó la cifra pactada", indicó sin decir por cuánto.

El artículo, titulado La vivienda sigue endeudada, arranca diciendo que "a pesar de cumplir con el plan de entrega de obras nuevas", el Estado no llegó, de lo que se deduce que se pudieron construir las 1.441 previstas gracias al esfuerzo propio que, si las cifras proporcionadas por el oficialismo son correctas, debió levantar casi mil viviendas, en torno al doble de las 541 que le correspondían.

El funcionario achaca los incumplimientos a la pandemia, que provocó un elevado número de contagiados en el sector de la construcción afectando al resultado final, y a las sanciones de EE UU, que son el origen de todo

El funcionario achaca los incumplimientos a la pandemia, que provocó un elevado número de contagiados en el sector de la construcción afectando al resultado final, y a las sanciones de EE UU, que son el origen de todo: falta de recursos, incapacidad para producir materiales o escasez de combustible con el que transportarlos.

La inflación también se menciona como una de las causas, puesto que, según el texto, "ya a inicios del año no existía un presupuesto para sufragar los gastos de los subsidiados con el incremento de precios de los materiales de la construcción". Pero lo peor es que nada augura que la situación mejore. Borroto explicó que aún no se ha establecido el plan de vivienda para 2022, pero como deberá incluir lo que no se ha hecho en 2021, especialmente en CBH, las cosas se complican.

El problema se arrastra desde hace años. Según los datos, de las 2.752 CBH aprobadas desde 2012 hasta ahora, aún están pendientes 141 y, además, hay 508 viviendas sin construir para los afectados por eventos meteorológicos, siendo Sancti Spíritus una de las provincias que más sufre los efectos del cambio climático, según las autoridades. Por ello, el artículo indica que habrá que hacer más esfuerzos y más parejos si se quiere resolver el serio problema habitacional.

Los expertos, añade el diario oficial, piden que se adapten locales en desuso frente a la construcción integral, como alternativa a la gran cantidad de recursos que se necesitan para ello. El 22% de las viviendas del plan estatal se realizaron así, permitiendo ahorrar dinero, insumos y movimiento de tierras.

El funcionario responsabilizó también a los funcionarios de corrupción a la hora de asignar las viviendas que se concluyen sin estar terminadas o con mala calidad y las violaciones en el otorgamiento de subsidios

Además, también señalan que la falta de materiales va a continuar y piden que se sigan empleando técnicas constructivas con ladrillo de arcilla y cubierta de zinc, frente a la cubierta de hormigón, que debe ser más escasa. El pasado noviembre, el vice primer ministro Ramiro Valdés reprochó en Sancti Spíritus a quienes se resistían a usar estos materiales más "naturales y métodos tradicionales" en pro de unos más nuevos y resistentes.

El funcionario responsabilizó también a los funcionarios de corrupción a la hora de asignar las viviendas que se concluyen sin estar terminadas o con mala calidad y las violaciones en el otorgamiento de subsidios. Además, también señalaba que se sustraían cuantiosos materiales para la reventa.

"Con mucha frecuencia los materiales de la construcción no llegan a la población, nos falta intercambio con el pueblo y control popular sobre estos procesos; hay que atender más los estados de opinión de las personas, pero no podemos permitir que nos desvíen los recursos para los lugares que no fueron asignados".

Muchos de esos robos se acaban produciendo por la escasez de los materiales, que no solo no permite concluir obras nuevas, sino rehabilitar fallas en las ya existentes. A finales de febrero, el director de la Empresa de Cemento Siguaney, en Sancti Spíritus, desveló que el Gobierno ha dado la orden de enviar el cemento gris a las tiendas en moneda libremente convertible (MLC) en vez de exportarlo como se hacía antes, de manera que así se aseguraba que se queda en el país. Sin embargo, los precios en estos establecimientos son inalcanzables para muchos cubanos, por no hablar de quienes solo poseen moneda nacional.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8