"No habrá espacio para los que quieren una restauración capitalista"

Miguel Díaz-Canel afirma en su discurso que Raúl Castro "encabezará las decisiones de mayor trascendencia"

Díaz-Canel durante su primer discurso como presidente de Cuba. (Captura)
Díaz-Canel durante su primer discurso como presidente de Cuba. (Captura)

El final del primer discurso de Miguel Díaz-Canel como presidente de Cuba fue el colofón a una declaración repleta de reconocimientos a la generación histórica. "Patria o muerte, socialismo o muerte. Venceremos", gritó con el puño en alto el ya jefe de Estado cubano desde la tribuna del Palacio de Convenciones de La Habana.

En su primer día al frente de país, el nuevo mandatario evitó hablar de un programa político propio y se ciñó a los lineamientos del VI Congreso del Partido Comunista. "Lo que no podemos olvidar en ningún momento es el compromiso que adquirimos con el pueblo y el futuro", afirmó Díaz-Canel. Sin embargo, nada en su discurso remitía a lo que está por llegar, sino a un pasado al que dedicó largos minutos.

"La revolución sigue y seguirá viva", advirtió el presidente y recordó que "no habrá transición que rompa con el pasado revolucionario"

Frente a los parlamentarios reunidos en la segunda jornada de la apertura de la IX Legislatura, el presidente del Consejo de Estado hizo un recorrido por las gestas revolucionarias y dedicó buena parte de su alocución a ensalzar la figura de Castro, quien "encabezará las decisiones de mayor trascendencia" de su Gobierno. De su predecesor destacó el proceso de deshielo con Estados Unidos, su papel como mediador en el proceso de paz colombiano y su primera Cumbre de las Américas, en Panamá en el año 2015.

"Asumo la responsabilidad con la que se me ha elegido con la convicción de que todos los revolucionarios cubanos seremos fieles al legado [de Fidel y Raúl Castro]", dijo el presidente, que recordó también a los cinco espías cubanos detenidos durante años en Estados Unidos. Algunos lo interpretarán como un gesto cargado de simbolismo tras la agria polémica desatada porque dos de ellos no fueron incluidos en el Parlamento.

El discurso de Miguel Díaz-Canel augura que no se producirán muchos cambios en el país bajo su mandato. "La revolución sigue y seguirá viva", advirtió el presidente y recordó que "no habrá transición que rompa con el pasado revolucionario" ni "habrá espacio para los que quieren una restauración capitalista".

El presidente recordó desde el inicio que "solo el Partido Comunista de Cuba garantiza la unidad de la nación cubana"

"Cuba no hace concesiones contra su soberanía ni independencia. Jamás cederemos ante presión o amenaza. Los cambios necesarios los decidirá el pueblo cubano", destacó el nuevo jefe de Estado.

Díaz-Canel reafirmó también el carácter democrático de las elecciones en Cuba y se comprometió a actuar en respuesta a la confianza que el pueblo le ha entregado "con su voto".

El presidente recordó desde el inicio que "solo el Partido Comunista de Cuba garantiza la unidad de la nación cubana" y citó a Silvio Rodríguez cuando se acercaba al final de su discurso. "No hacen falta alas para hacer un sueño basta con las manos basta con el pecho basta con las piernas y con el empeño", parafraseó en una intervención que, de principio a fin, supo más a pasado que a futuro.

___________________________________________________________________________

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez   haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 220