Los lamentos de los consumidores de pan en Cuba llegan a la prensa oficialista

El diario de Cienfuegos critica "la desfachatez imperante en la producción del cotizado alimento"

Algunos residentes consideran que el producto ahora restringido ya no podía siquiera ser llamado "pan". (Escambray)
"El pan que se obtiene posee rugosidades, asperezas, se desmorona al tacto, poco volumen, color oscurecido, olor fuerte a humedad y sabor ácido". (Escambray)

Las excusas de la Empresa Provincial de la Industria Alimenticia (Epia) sobre la mala calidad del pan que se vende por la libreta de racionamiento en Cuba no convencen ni siquiera a la prensa oficial. Este lunes, el diario 5 de Septiembre se despacha en un largo artículo contra lo que llama "la desfachatez imperante en la producción del cotizado alimento".

El periódico local se refiere, en concreto, a un comunicado de la Epia publicado en Facebook donde la estatal aseguraba, defendiéndose de las críticas recibidas por los consumidores, que lo que afecta la "correcta elaboración del producto final" es la harina de trigo que reciben, que "presenta débiles características de calidad".

"A pesar de los esfuerzos de maestros panaderos, trabajadores y directivos con el fin de brindar un alimento de calidad", reconocía la Epia, "el pan que se obtiene posee rugosidades, asperezas, se desmorona al tacto, poco volumen, color oscurecido, olor fuerte a humedad y sabor ácido provocado por el tiempo prolongado de la fermentación para lograr la masa".

De igual manera, auguraban que esta situación se prolongaría, "teniendo en cuenta que la harina de trigo en reserva para los próximos meses posee las mismas características".

La nota en 5 de Septiembre titulada El infortunio del pan, una "telenovela en retransmisión" dice que tal respuesta de la Epia "azuzó el fuego", y recoge que "alrededor del 75 por ciento de los usuarios" cuestionó "los argumentos presentados", considerándolos "excusas", "lamentaciones", "justificaciones injustificables" o un "guion que ya nadie cree".

"Son trigos forrajeros de la segunda y tercera cosechas de naciones como Francia, y ocasionalmente de Argentina y Alemania", detalla la funcionaria

"Hoy el trigo recibido no es el ideal, sino el que puede comprar el país", declara al diario provincial Esther Arbolay Escobar, jefa de laboratorio de la Unidad Empresarial de Base Cereales Cienfuegos. "Son trigos forrajeros de la segunda y tercera cosechas de naciones como Francia, y ocasionalmente de Argentina y Alemania", detalla la funcionaria, que reconoce: "Tienen una calidad pésima, con alto por ciento de impurezas, pues traen semillas del campo, maíz, y a veces llegan hasta mezclados con chícharo".

Sin embargo, prosigue el reporte, los certificados emitidos por la Oficina Nacional de Inspección Estatal (Onie) del Ministerio de la Industria Alimentaria, en Villa Clara, "validan los niveles de confianza" de la harina producida en Cienfuegos y acreditan que "está en perfecto estado y reúne las condiciones en cuanto a olor, color, y los demás parámetros".

La mala calidad de la materia no es el único problema del pan, argumentan desde la Epia. en la nota. Así, otra funcionaria de la empresa, Jeny Hurtado Alejo, aludió a que "no hemos ganado en la superación individual de los obreros", es decir, que los trabajadores también tienen más responsabilidad.

Además, influyen "las condiciones tecnológicas de las panaderías". La propia directora de la Epia, Magaly Torres Abreu, dice que "los 48 módulos chinos instalados" están deteriorados, y que "las roturas provocan que algunas deban asumir la carga de otras, y ya no tienen capacidad para eso".

Los lamentos abundan no solamente entre los consumidores, sino entre los panaderos, como Julián Alberto Brunet Abreu, que refiere que en la panadería Santa Elena, cerca del Hospital Pediátrico Paquito González Cueto, de Cienfuegos, "hasta los carros para mover el pan están en mal estado, y corremos el riesgo de que se nos caiga al trasladarlo del horno a la estufa".

De acuerdo con datos de la Onie en Cienfuegos, durante 2022 unas 14 panaderías –11 de la Epia, y tres de la Empresa Cubana del Pan, que surte fuera de la canasta normada y cuyo producto tiene una ligera mejor calidad– han sido multadas, "fundamentalmente, por el bajo peso del producto", dice 5 de Septiembre, lo cual, apostillan, "no guarda relación ninguna con la calidad de las materias primas".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 14