"Apoyamos al pueblo cubano en su clamor por la libertad", declara el presidente Joe Biden

Organizaciones, Gobiernos y líderes condenan el llamado de Miguel Díaz-Canel contra los manifestantes este domingo

Un manifestante es detenido por un policía y un agente de la Seguridad del Estado vestido de civil, este 11 de julio en La Habana. (14ymedio)
Un manifestante es detenido por un policía y un agente de la Seguridad del Estado vestido de civil, durante las protestas multitudinarias este 11 de julio, en La Habana. (14ymedio)

El presidente estadounidense, Joe Biden, expresó este lunes su apoyo al pueblo cubano en medio de las protestas surgidas en la Isla, que calificó como "un llamado a la libertad" en "valiente" ejercicio de los "derechos fundamentales".

"Apoyamos al pueblo cubano y su clamor por la libertad y el alivio del trágico control de la pandemia y de las décadas de represión y sufrimiento económico a las que ha sido sometido por el régimen autoritario de Cuba",  advirtió Biden en un comunicado divulgado por la Casa Blanca.

"El pueblo cubano está ejerciendo con valentía derechos fundamentales y universales", indicó el mandatario. "Esos derechos, incluido el derecho a la protesta pacífica y el derecho a determinar libremente su propio futuro, deben ser respetados. Estados Unidos hace un llamado al régimen cubano para que escuche a su pueblo y atienda sus necesidades en este momento vital en lugar de enriquecerse".

Es llamativo el silencio hasta este momento del primer ministro de Canadá, Justin Trudeau. "¿Cuándo hará un llamado Justin Trudeau por la libertad y la democracia para Cuba y el pueblo cubano?", se preguntó en un tuit el senador por Québec y miembro de la oposición conservadora Leo Housakos. "Detrás de las playas y balnearios hay una dictadura que tiene al pueblo cubano viviendo en la pobreza". Canadá era, hasta que comenzó la pandemia de covid-19, el primer emisor de turistas a la Isla, y acaba de reanudar sus vuelos con Varadero.

"Estados Unidos hace un llamado al régimen cubano para que escuche a su pueblo y atienda sus necesidades en este momento vital en lugar de enriquecerse"

Por su parte, el exilio político cubano pidió este lunes a Biden que actúe de "manera decisiva" para proteger al pueblo cubano de la represión y apoyar sus ansias de cambio y le instó a no repetir el "error" del presidente John Kennedy de dejarlos desamparados.

En una rueda de prensa, con participación también de organizaciones de exiliados de Nicaragua, Venezuela y Siria, el exilio reiteró su respaldo a la "rebelión popular" desatada el 11 de junio en Cuba y a la convocatoria de un "paro nacional" en la isla para hacer caer al régimen.

"Si Biden no actúa, pronto Cuba se llenará de asesores rusos y chinos", como ocurrió en Venezuela, Nicaragua y Siria, dijo Orlando Gutiérrez, dirigente la Asamblea de la Resistencia Cubana.

Gutiérrez y el resto de dirigentes del exilio dijeron que "el Partido Comunista y la familia Castro tienen que irse de Cuba", porque eso es lo que pide el pueblo en las protestas que estallaron este domingo en la Isla con sus gritos de "libertad" y "abajo la dictadura".

Este lunes el senador demócrata Bob Menéndez afirmó que las manifestaciones de protesta tuvieron el propósito de "exigir el fin de la dictadura" y Estados Unidos debe apoyar "sus demandas para que no se perpetúen décadas de represión"

"Después de una jornada histórica de protestas, el mundo entero ha sido testigo de cómo miles de cubanos se vieron forzados a salir a las calles para exigir el fin de la dictadura en su país", indicó Menéndez, presidente del comité de Asuntos Exteriores del Senado, en un comunicado.

"Apoyemos sus demandas para que no se perpetúen décadas de represión", recalcó el senador, de origen cubano. Aseguró, además, que "ya es hora de que esto termine" y advirtió de que Washington no tolerará "el uso de la fuerza bruta para amordazar las aspiraciones del pueblo cubano".

En su nota, Menéndez destacó que "a pesar de la persecución del día a día en la Isla, el pueblo cubano se ha unido valientemente para pedir que se le permita poder vivir con seguridad y decir lo que piensa libremente y sin miedo alguno".

"Después de una jornada histórica de protestas, el mundo entero ha sido testigo de cómo miles de cubanos se vieron forzados a salir a las calles para exigir el fin de la dictadura en su país"

Heridos, amenazas y detenciones arbitrarias son el saldo hasta ahora de las protestas en varios lugares de Cuba este domingo, multitudinarias e inéditas, por las que la Isla ocupa este lunes las portadas de todo el mundo.

Este diario fue testigo de arrestos y agresiones, como la del fotógrafo de la agencia Associated Press Ramón Espinosa, que fue denunciada este domingo por Amnistía Internacional (AI).

"Son las 9:30 pm -21.30 horas- en Cuba y las protestas continúan", escribió en un mensaje en Twitter Erika Guevara Rosas, directora de AI para las Américas, con sede en México. "Se reportan personas heridas por disparos de la policía, detenciones arbitrarias, amenazas y ataques a periodistas, incluido fotógrafo de la agencia AP [Associated Press], fuerte presencia militar en las calles y un Gobierno intolerante".

En imágenes difundidas en diversos medios se ve a Espinosa herido en la cara.

En un mensaje previo, la representante dijo que "en un hecho sin precedentes, miles (de personas) salieron a protestar pacíficamente en varios puntos de Cuba" y señaló que el presidente Miguel Díaz-Canel "les acusa de mercenarios y vendidos al imperio y llama a sus simpatizantes a combatirles violentamente".

Con ello, sentenció Guevara Rosas, el presidente cubano "deja claro que su gobierno es un violador de DDHH y represor".

Otras organizaciones, Gobiernos y líderes internacionales también denunciaron el llamado de Miguel Díaz-Canel en la televisión estatal a combatir a los manifestantes pacíficos.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) denunció el uso de la fuerza y las agresiones por parte de las fuerzas de Seguridad en la Isla y reclamó al Gobierno cubano que respete el derecho a las protestas y permita la apertura democrática del país.

En varios mensajes en Twitter, la CIDH lamentó las "reacciones estigmatizantes por parte de altas autoridades contra personas que se manifiestan".

"Ya se acabó", la frase principal del estribillo de la canción Patria y Vida, convertida en himno contra la dictadura, predominó entre los manifestantes

El secretario general de la Organización de Estados Americano (OEA), Luis Almagro, fue contundente al expresar su condena al "régimen dictatorial" de Cuba por "llamar a civiles a reprimir" y por promover la confrontación contra quienes protagonizan las protestas contra el Gobierno. "La orden de combate está dada, a la calle los revolucionarios", había exhortado el mandatario cubano en su comparecencia.

"Reconocemos el legítimo reclamo de la sociedad cubana por medicinas, alimentos y libertades fundamentales. Condenamos al régimen dictatorial cubano por llamar a civiles a reprimir y a la confrontación contra quienes ejercen sus derechos de protesta", tuiteó Almagro.

En una rueda de prensa celebrada este domingo en el Ayuntamiento de Miami, el alcalde Francis Suárez afirmó que "los ojos del mundo están puestos sobre Cuba". El régimen cubano va a mostrar su "verdadera cara" si reprime a los manifestantes pacíficos que han salido a las calles a pedir "libertad" y gritar "abajo la dictadura", señaló.

Mientras se celebraba la rueda de prensa, el café-restaurante Versailles, el lugar de reunión de la comunidad cubana en Miami cuando ocurren cosas importantes en Cuba, se llenó de manifestantes en apoyo de los cubanos que protestaron en las calles de varias ciudades y pueblos de la Isla.

El tráfico por la calle Ocho de la Pequeña Habana tuvo que ser cortado ante la cantidad de personas congregadas.

Los dirigentes del exilio, agrupados en la Asamblea de la Resistencia Cubana, subrayaron que la salida del régimen castrista "no es negociable" y pidieron al pueblo cubano que no regrese a sus casas esta noche y siga en las calles, pues, según dijeron, es la única manera de conseguir su propósito.

"Ya se acabó", la frase principal del estribillo de la canción Patria y Vida, convertida en himno contra la dictadura, predominó entre los manifestantes, que también coreaban: "No están solos".

A los policías y militares les reclamaron que se pongan del "lado correcto", que es el de la gente que clama libertad. En manos de las Fuerzas Armadas y de cómo actúen ante el levantamiento popular está el futuro de Cuba, dijeron.

El concejal Joe Carollo fue más lejos y reclamó que el Gobierno de Biden aplique la doctrina Monroe para prevenir intervenciones de otros países en defensa del régimen cubano.

La congresista republicana por Florida María Elvira Salazar comparó las manifestaciones de este domingo con el llamado Maleconazo, del 5 de agosto de 1994 y opinó que esto puede ser "el principio del fin" del régimen comunista, en el poder desde 1959.

"Los cubanos ya no aguantan más, y la Unión Europea tiene una responsabilidad directa en la situación extrema a la que los ha llevado la dictadura de Díaz-Canel"

A su juicio, en Cuba se vive una "tormenta perfecta" tras 62 años de dictadura y el agravamiento de la mala situación económica a causa de la pandemia de covid-19.

El concejal de Miami Joe Carollo dijo que la libertad de Cuba puede suponer también la libertad de Nicaragua y Venezuela, pues el régimen cubano es "la cabeza de la serpiente" en América Latina.

Desde Venezuela, Juan Guaidó también mostró este domingo su apoyo a las manifestaciones. "Reiteramos nuestro respaldo a todo el movimiento pro-democracia en Cuba", tuiteó este domingo. "Nos une la lucha por vernos libres y democráticos".

En esa misma red social aseguró que "el deseo de cambio, libertad y la exigencia de derechos fundamentales son fuerzas incontenibles" y terminó replicando uno de los eslóganes de los manifestantes: "¡patria y vida!".

La Unión Europea, que no se pronunció el domingo, tenía prevista para este lunes una reunión entre sus ministros de Exteriores sobre este asunto. "Sabemos que está ocurriendo en Cuba y otras partes del mundo importantes manifestaciones como consecuencia de cortes en los sistemas de comunicación. Vamos sin duda a comentar ese tema", informó el alto representante para la Política Exterior de la UE, Josep Borrell, en declaraciones a la prensa a su llegada a la reunión presencial en Bruselas.

El eurodiputado José Ramón Bauzá había arremetido el día anterior contra la política común de Bruselas respecto a Cuba en un hilo publicado en Twitter. "En Cuba el pueblo se ha echado a la calle contra el régimen. Los cubanos ya no aguantan más, y la Unión Europea tiene una responsabilidad directa en la situación extrema a la que los ha llevado la dictadura de Díaz-Canel", aseveró, y recordó que el Acuerdo de diálogo político y de cooperación con Cuba, firmado en 2016, "es un salvavidas económico, pero sobre todo político para el régimen, a pesar de que La Habana viola sistemáticamente la cláusula de derechos humanos del mismo".

Políticos y medios internacionales han comparado las protestas de este domingo con el llamado Maleconazo, del 5 de agosto de 1994, en La Habana. Sin embargo, si bien no se producía en la Isla un estallido social desde aquel, los números indican que estamos ante un evento inédito.

Los videos difundidos a través de las redes sociales no solo sirvieron de herramienta informativa, sino también de acicate

Esta vez, no se limitó a una zona de la capital, sino que se levantaron varios focos, pequeños, medianos y grandes, diseminados por todo el país, comenzando por San Antonio de los Baños, en Artemisa, y hasta Santiago de Cuba, pasando, por ejemplo, por San José de las Lajas, en Mayabeque; la ciudad de Cienfuegos o Cárdenas, en Matanzas, provincia epicentro de los contagios de covid en la Isla.

Otra diferencia con las protestas de hace 27 años, muy poco articulada y carente de lemas definidos, es la estructuración de las consignas. "Abajo Díaz-Canel", "Libertad" y "Patria y Vida" fueron frases que resonaron en todas las manifestaciones este domingo.

La tecnología, inexistente en 1994, ha tenido este domingo un papel fundamental, a pesar de los cortes de internet que sufrió todo el país. Los videos difundidos a través de las redes sociales no solo sirvieron de herramienta informativa, sino también de acicate, pues desde el principio se vieron con enorme simpatía entre la población.

Además, el volumen de los ciudadanos implicados en las protestas superan con creces lo visto desde hace más de 60 años. Las protestas no responden a ninguna convocatoria opositora, sino que vienen impulsadas por la escasez, el desamparo y la falta de esperanzas, agudizadas por la peor ola de la pandemia.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 70