Luis Alberto Rodríguez López-Calleja, el poderoso yerno sale de la sombra

Antiguo general de división y nacido en 1960, el militar fue elegido como diputado del Parlamento cubano

López-Calleja fue incorporado al Parlamento cubano en una ceremonia en Remedios (Villa Clara). (Vanguardia)
López-Calleja fue incorporado al Parlamento cubano en una ceremonia en Remedios (Villa Clara). (Vanguardia)

Luis Alberto Rodríguez López-Calleja, ex yerno de Raúl Castro y conocido como el "zar de Gaesa", pasó a engrosar la lista de diputados este octubre, cuando se incorporó al Parlamento en una ceremonia en Remedios (Villa Clara). Antiguo general de división y nacido en 1960, el militar fue elegido con el 98,5% de los votos emitidos por los delegados y sustituyendo al fallecido Antonio Pérez Santos.

Meses antes, y durante el Octavo Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC), una "jugada cantada" fue la llegada al Buró Político de López-Calleja. Los analistas llevaban años previendo el ascenso del militar a posiciones más póximas a la cúpula del poder cubano. Su presencia en el Buró Político es la más cercana de algún miembro del clan familiar, al menos de manera formal y pública, en la cima del PCC.

Hasta entonces, López-Calleja era un hombre de perfil discreto y, aunque era miembro del Comité Central del Partido y presidente ejecutivo del poderosísimo Grupo de Administración Empresarial, S. A. (Gaesa), se había mantenido a la sombra.

Sí había reparado en él EE UU, que en septiembre de 2020, lo incorporó a la lista de sancionados de la Oficina de Control de Activos Extranjeros, una relación en la que están incluidas personas y organizaciones con las que los ciudadanos de Estados Unidos y residentes permanentes tienen prohibido hacer negocios. También la medida congela las cuentas del individuo en el país si las tuviera. Su liderazgo en Gaesa, que controla tiendas en divisas, hoteles, inversiones inmobiliarias, empresas constructoras, servicios portuarios, agencias de envío de remesas y de cambio de monedas, servicios aduanales y comercio electrónico lo convertía en la cabeza de la economía cubana, toda ella bajo la bota militar.

Pero su irrupción en el tablero político tuvo una interpretación aparte. Algunos analistas han querido ver en ello una jugada maestra de Raúl Castro. Según esta teoría, Díaz-Canel es un político quemado que goza de nula aceptación popular y deberá ser sustituido muy pronto. López -Calleja ya supera los 60 años, edad máxima para un presidente en Cuba, pero no para un primer ministro. Marrero, en cambio, un hombre del Turismo y por ello muy vinculado a Gaesa, podría ocupar el puesto de mandatario. El tándem se vislumbra.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 37