90 CUC por 50 libras de arroz en una subasta privada

Fuertes subidas de precio por la escasez del cereal, que se mueve cada vez más en el mercado negro

En Cuba el consumo anual alcanza las 700.000 toneladas de arroz. (Flickr/Rinaldo W.)
En Cuba el consumo anual alcanza las 700.000 toneladas de arroz. (Flickr/Rinaldo W.)

La familia de Manuel ha dependido durante décadas de un viejo molino Buffalo para descascarar arroz, pero la decisión de venderlo no tiene vuelta atrás. "Ya no tiene sentido, porque en esta zona cada vez hay menos tierras dedicadas a arrozales", cuenta este productor camagüeyano de cereal que obtenía buenos dividendos de los campesinos de la zona a los que la máquina prestaba servicios.

La escasez del cereal más empleado en la cocina cubana ha llegado a las páginas de la prensa oficial, que ha admitido últimamente que la producción de este alimento básico sufre de los mismos problemas que la del cerdo y del pollo.

El ministro de la Agricultura advirtió en una intervención televisiva que la campaña de la época de frío se quedó 22.000 hectáreas por debajo de lo planificado y la de primavera comenzaba con un atraso de 4.600 hectáreas

El ministro de la Agricultura, Gustavo Rodríguez Rollero, advirtió en una intervención televisiva que la campaña de la época de frío se quedó 22.000 hectáreas por debajo de lo planificado y la de primavera comenzaba con un atraso de 4.600 hectáreas.

El titular del área atribuyó a la escasez de insumos y fertilizantes los malos resultados pero trató de despejar temores afirmando que hay "infraestructura, agua y oportunidades que dan pronósticos optimistas", aunque la prensa oficial ha atribuido a los bajos niveles de la presa Zaza una reducción a la mitad de lo esperado.

"La sequía ha sido un problema, pero también nos ha golpeado mucho la disponibilidad de la semilla y sobre todo que desde que pusieron los precios topados los guajiros de aquí perdieron los deseos de cosechar arroz, que es un producto que lleva muchísimo trabajo y cuidados, para que después de tanto sudor lo que se gane sean unos quilos (centavos)", asegura Manuel. "El año pasado nada más sembré para el consumo de mi familia y para algunos negocios que ya me habían hecho encargos, pero no sigo en esto".

En la zona arrocera donde vive, en San Antonio, Camagüey, el producto escasea tanto como en el resto de la provincia y en la capital cubana, lo que ha provocado una fuerte subida de precios.

"En la mayoría de las casas el arroz que dan por la bodega no alcanza ni para las dos primeras semanas del mes", sostiene Yolanda, una residente en la barriada de San Isidro que compra por la libreta unas 15 libras del producto, cinco por cada miembro de familia compuesto por su esposo, su madre y ella. "El resto del mes tenemos que vivir del arroz por la libre".

El fufú de plátano es un sustituto frecuente del arroz en Cuba, especialmente cuando el cereal falta. (Flickr/Kim)
El fufú de plátano es un sustituto frecuente del arroz en Cuba, especialmente cuando el cereal falta. (Flickr/Kim)

Pero ese arroz liberado también está ausente. Parte de la producción privada se ha sumergido en el mercado informal donde los precios, en La Habana, llegan a superar los 30 o 35 CUP por libra, en el mejor de los casos.

En las redes sociales, los usuarios pujan por el producto como si estuvieran en una casa de subastas. "Surtimos un saco de arroz", dice el administrador de un hilo de WhatsApp de compraventa. "Lo compro en 60 CUC", responden al instante. "75", dice otro. "Yo pago 80", reta uno más. Finalmente, el grano es adjudicado a un usuario apodado Mandy88 por 90 pesos convertibles las 50 libras.

En las redes ilegales se comercia con el producto que se desvía desde empresas estatales.

Este mismo mes la policía cubana decomisó un total de 10.555 libras de arroz en la provincia de Sancti Spíritus, y este martes se destapó una investigación por "especulación y acaparamiento" en Isla de Juventud. Entre las cantidades de alimentos sustraídos había, como no, 50 libras de arroz.

En Cuba el consumo anual alcanza las 700.000 toneladas de arroz, pero la Isla ha debido importar en los últimos años más de 400.000 toneladas para poder cubrir la cuota del mercado racionado y la demanda en otros sectores. Este mismo mes, Vietnam donó 100 toneladas de arroz destinadas a los médicos y el personal de salud cubanos de la corporación vietnamita Viglacera, a través de su filial en Cuba ViMariel S.A.

"El arroz ocupa el primer lugar en frecuencia de ingesta entre la población cubana, detrás viene el pan y después los frijoles", comenta a 14ymedio la nutricionista Mara L. Bacallao, quien antes de emigrar de la Isla participó en varios estudios sobre el consumo de ciertos alimentos entre niños y adolescentes en edad escolar. "Es un producto que está casi permanentemente en el menú de los comedores, los asilos, los hospitales y las cárceles".

"Me acuerdo perfectamente, llegué a pagar 75 pesos por una libra de arroz en 1993 y si la cosa sigue así estaremos en las mismas pronto"

"Se trata de un alimento económicamente accesible, o al menos así ha sido en buena parte de estas últimas décadas con excepción del Período Especial, cuando se disparó su precio y muchas familias tuvieron que sustituirlo por viandas y otros preparados", explica. "Es de esperar que con esta nueva situación retornen algunas de esas recetas".

"Me acuerdo perfectamente, llegué a pagar 75 pesos por una libra de arroz en 1993 y si la cosa sigue así estaremos en las mismas pronto", vaticina un hombre con una vieja gorra de béisbol que este lunes indagaba por el producto en el mercado de la calle Tulipán en La Habana. "Renuncié al pollo porque no voy a arriesgarme en una cola de horas por un pedazo de carne, pero al arroz no voy a renunciar".

A pocos metros, un local de venta de comida ofrece croquetas, sandwiches y pizzas, además de un menú que incluye un refresco, un plato fuerte y algo de guarnición. El dependiente se asoma a la pequeña ventana por la que entregan la comida para llevar y se lamenta. "Cada plato viene acompañado de fufú de plátano y boniato hervido. No tenemos arroz".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 19