"De esto no vamos a recuperarnos"

Las autoridades 'topan' los precios de las bebidas a los comercios privados de La Habana

Las cervezas está reguladas con precios ‘topados’ en el sector privado de La Habana pero solo en cafeterías y los locales "panaderos-dulceros". (S. Rees/Flickr)
Las cervezas están reguladas con precios ‘topados’ en el sector privado de La Habana pero solo en cafeterías y los locales "panaderos-dulceros". (S. Rees/Flickr)

No por esperada, la noticia ha dejado de caer como un cubo de agua fría entre los emprendedores de La Habana. Las autoridades acaban de anunciar la llegada de los precios topados para las bebidas en cafeterías y otros pequeños negocios privados de venta de alimentos en la capital cubana, una decisión que muchos trabajadores por cuenta propia tachan de "golpe injustificado".

El Consejo de la Administración Provincial de La Habana ha puesto precios topados a algunos productos a partir del 1 de agosto en los negocios privados, pocas semanas después de que se anunciara un significativo aumento salarial que beneficia a más de 2,5 millones de empleados del sector estatal.

"Las normativas financieras actuales establecen las facultades que tienen los Consejos de la Administración Provincial y Municipal para regular los precios, en tal sentido se realizó el análisis de los precios de un grupo de productos que comercializan los trabajadores por cuenta propia, en las actividades de servicio gastronómico en cafeterías y los panaderos–dulceros", anunció este sábado el periódico Tribuna de La Habana.

Las autoridades aclaran que se trata de "productos listos para la venta adquiridos por los trabajadores por cuenta propia que no requieren de gastos adicionales para su comercialización salvo su transportación y el impuesto correspondiente de la venta"

"La regulación parte de las preocupaciones realizadas por la población" que llevaron a establecer "precios máximos a partir del 1 de agosto" a "productos demandados por la población", detalla el medio oficial.

Las autoridades aclaran que se trata de "productos listos para la venta adquiridos por los trabajadores por cuenta propia que no requieren de gastos adicionales para su comercialización salvo su transportación y el impuesto correspondiente de la venta".

"El resto de los productos que se comercializan" por los particulares "mantienen los precios actuales y no pueden ser incrementados", añade el texto.

Entre los productos topados están las bebidas como refrescos, maltas; jugo, néctares y zumos naturales, aguas y cervezas.

La medida no ha sido bien recibida por los emprendedores locales. La mayoría de los consultados por 14ymedio consideran que se trata de una decisión que traerá "males mayores" y que desestimula "llevar un negocio privado en las actuales circunstancias".

"Abrí esta cafetería hace más de una década y hemos tenido buenos y malos momentos, pero hasta ahora nadie se había metido en el precio que le pongo a las cosas", advierte Víctor Manuel, un emprendedor que vende batidos de frutas, refrescos, cerveza y sandwiches cubanos cerca del cine Mónaco en La Víbora.

"De esto no vamos a recuperarnos", sentencia Víctor Manuel. "La ganancia principal que tenemos está en las bebidas, dentro de ellas la cerveza, porque conseguir los ingredientes para el sándwich cada vez es más difícil, así que seguimos en este negocio por lo que nos da la Cristal, la Bucanero y las cervezas importadas".

"La ganancia principal que tenemos está en las bebidas, dentro de ellas la cerveza, porque conseguir los ingredientes para el sándwich cada vez es más difícil"

El comerciante hace una cuenta rápida sobre una servilleta. "Si tengo que comprar en las tiendas la cerveza nacional a 1 CUC, porque no hay un mercado mayorista que me la venda más barata, la traslado hasta aquí, gasto la gasolina del carro, la cuenta de electricidad para refrigerarla... y solo le puedo sacar menos de 40 centavos de CUC, no vale la pena".

Las nuevas tarifas establecen que las cervezas nacionales solo podrán venderse a un máximo de 35 CUP alrededor de 1,40 CUC. A diferencia de lo que ha pasado en Pinar del Río y Las Tunas, la medida no afecta a los restaurantes privados, conocidos como paladares, que han proliferado en la capital cubana en los últimos años.

"No se quieren tirar contra las paladares en La Habana porque hay muchos intereses y algunos de ellos llegan hasta familiares de los jerarcas verde olivo", comenta bajo condición de anonimato el dueño de uno de estos negocios privados más reconocidos en La Habana. "Nos está protegiendo la sombrilla que los protege a ellos, que no quieren cerrar todo el dinero que les está llegando por la cerveza".

Los clientes, mientras tanto, se debaten entre las opiniones a favor y en contra. "Claro que me alegro de que los precios bajen, porque la cerveza se había convertido en pura especulación y estaba fuera de control", opina Óscar Montes, albañil por cuenta propia. "Ahora lo que gano con mi trabajo dará para más, porque cuando ellos suben el precio yo tengo que subir el mío, así que todos nos beneficiamos", asegura.

Otros se muestran más escépticos. Néstor tiene un pequeño negocio informal de venta de comida para mascotas a domicilio. Preparan sus fórmulas con ingredientes locales y "de vez en cuando hay que festejar con la familia", apunta. "Lo que va a pasar es que la cerveza se va a ir al mercado negro, como la comida para perros que vendo. O la compras ilegal o no la compras", puntualiza.

A finales de junio pasado las autoridades comenzaron a anunciar un paquete de medidas para reflotar la economía de la Isla, pero hasta ahora pocas se han hecho públicas.

"Lo que va a pasar es que la cerveza se va a ir al mercado negro, como la comida para perros que vendo. O la compras ilegal o no la compras", puntualiza

Recientemente en la provincia de Pinar del Río, con excepción del turístico municipio de Viñales, y en la provincia de Las Tunas decretaron precios topados para las bebidas que se venden en locales privados, según informaron sus respectivos Consejos de la Administración Provincial (CAP).

En las últimas semanas la cerveza se colocó en el centro de atención a partir de la publicación de un reportaje en la prensa oficial de Cienfuegos en el que se cuestionaba los altos precios en el sector privado, que ofrecía el producto por un "200% de su precio de venta, quizá al 250% de su precio de costo. Para alguien que no invirtió una gota de sudor en producirlas".

El artículo también señalaba como responsables a fuentes dentro del entramado administrativo de las tiendas estatales que avisan a los particulares sobre la venta de cervezas nacionales y se lucran vendiéndoles más que las cantidades permitidas, establecidas en dos cajas (de 24 latas o botellas cada una) por persona.

______________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 120