Etecsa, el monopolio de la ineficiencia

Los problemas en Nauta se agravan durante las semanas en que se hace activa una recarga con bono. (14ymedio)
Los problemas en Nauta se agravan durante las semanas en que se hace activa una recarga con bono. (14ymedio)

La red Nauta ha vuelto a fallar. En esta ocasión los usuarios no han podido durante varios días recargar sus cuentas de navegación por internet, consultar o hacer transferencias de saldo. La Empresa de Telecomunicaciones en Cuba (Etecsa) sufre constantes interrupciones, una situación que apunta a deficiencias en su infraestructura, a pesar de las cuantiosas ganancias que obtiene como monopolio.

Desde su creación, en 1994, Etecsa ha ido engullendo todos los sectores del mercado de las telecomunicaciones que alguna vez estuvieron gestionados por otras firmas, al estilo de C_COM o Cubacel. Hace cinco años, las autoridades cubanas adquirieron la totalidad de las acciones de la empresa y pusieron punto final al capital mixto en el sector.

El cierre de esa etapa, que estuvo caracterizada por inversiones extranjeras de países como México o Italia, tuvo un simbólico portazo cuando ese mismo año Telecom Italia vendió al Estado cubano el 27% de las acciones que poseía de la telefónica, por un valor de 706 millones de dólares. Con el absoluto control de la telefonía del país, Etecsa comenzó a dictar la pauta.

Hace cinco años, las autoridades cubanas adquirieron la totalidad de las acciones de la empresa y pusieron punto final al capital mixto en el sector

En la actualidad, el monopolio gestiona toda la telefonía fija y celular de la Isla, las comunicaciones a través de correos electrónicos e Internet y de la distribución de tarjetas de recarga, esta última mejorada en los últimos años gracias a la creación de una licencia de trabajo por cuenta propia para laborar como agente de telecomunicaciones.

A pesar de que en el último lustro Etecsa ha ampliado de 350 a un poco más de 600 las radiobases existentes en territorio nacional y llevado su señal a todos los municipios del país, en los servicios de navegación web y correo electrónico se mantienen problemas que generan constantes molestias en los usuarios.

"Solo puedo enviar o recibir mensajes por la madrugada, esto no hay quien lo aguante", protesta Yohandri Rojas, residente en la ciudad de Santa Clara. El joven de 29 años se queja de la mala calidad del servicio de correo electrónico Nauta, que se gestiona desde los teléfono móviles. "Es un desastre", asegura.

Rojas trabaja junto a un amigo en un pequeño local de reparaciones de telefonía móvil y tiene amplios conocimientos de informática y comunicaciones que ha adquirido de manera autodidacta. "Esto se debe a problemas de ancho de banda en la red de datos", explica a 14ymedio. "Todo lo que pasa es que Etecsa no ha ampliado los servidores en la medida en que crece el número de usuarios", puntualiza.

En Etecsa se negaron a responder a las preguntas de este diario para explicar las causas sobre los frecuentes cuelgues en el servicio y la mala calidad de su funcionamiento. "Se está trabajando en la solución del problema", respondió parcamente a este diario una de las empleadas del número telefónico para reporte de averías.

El funcionamiento del correo electrónico desde los celulares ha empeorado en el último año. "Han vendido más cuentas de las que pueden gestionar con eficiencia", asegura un agente de telecomunicaciones del municipio Regla, en La Habana, que prefirió el anonimato. "El servicio es decepcionante y si apareciera una empresa con otra oferta, Etecsa perderá muchos clientes", opina.

A mediados de este año las autoridades del Ministerio de Comunicaciones dieron a conocer que hay operativas 11,2 millones de cuentas temporales y permanentes de correos en teléfonos móviles. Muchas de ellas son abiertas por turistas de paso por el país, pero menos de la mitad están siendo utilizadas con regularidad por clientes nacionales.

Cada megabyte que un cliente logre descargar o subir a través del correo electrónico de Nauta en su móvil cuesta 1 CUC, el salario diario de un profesional. Pero debido a la inestabilidad de la conexión, esa misma cantidad de datos puede llegar a costar hasta el triple, por las interrupciones que cancelan una y otra vez la transmisión de mensajes.

Los problemas se agravan durante las semanas en que se hace activa una recarga con bono, que permite que la compra de una cantidad de saldo vía Internet con un extra que "regala" la empresa. "Durante esos días no hay forma de que logre entrar a mi buzón de Nauta", explica Deyanira, graduada de enfermería y residente en el municipio Cerro en La Habana.

Cada megabyte que un cliente logre descargar o subir cuesta 1 CUC, el salario diario de un profesional. Pero debido a la inestabilidad de la conexión, esa misma cantidad puede alcanzar el triple

"Cuando anuncian una recarga doble o con bono, ya sé que me pasaré una semana sin poder comunicarme con mi familia por email", explica. La madre de la joven vive en Alemania junto a su hermana menor, y el correo electrónico desde el móvil es la forma más rápida para mantener el contacto. Sin embargo, la mayoría de las veces "el mensaje se queda en la bandeja de salida por horas o días, a la espera de que Etecsa despierte", ironiza.

Los problemas con el ancho de banda en la red de telefonía celular no afectan solo al servicio de correo electrónico. Ernesto, un valenciano de visita en Cuba por dos semanas se queja de que "el servicio de roaming es muy inestable, a veces hay señal y otras veces no". A un precio que supera los 5 euros por cada megabyte enviado, el turista ha intentado usar "Facebook y también instagram pero con poco éxito".

En los últimos meses, Cuba ha cerrado acuerdos de roaming con varias empresas de telefonía de Estados Unidos, entre las que destaca Verizon, Sprint y AT&T.

"Si siguen recargando la red con usuarios que demandan datos, pero no amplían ni actualizan la infraestructura, esto va a colapsar", vaticina Yohandri Rojas. "A Etecsa le va a pasar como a las tiendas en divisas con la cerveza: mucha demanda y poca oferta", se burla.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 41