Alianza opositora llama a abrir un diálogo nacional incluyente

Activistas cubanos en la reunión mantenida este lunes en la sede del "Instituto de Artivismo Hannah Arendt". (14ymedio)
Activistas cubanos en fundación de la MUAD. (14ymedio)

La Mesa de la Unidad de Acción Democrática (MUAD) ha hecho un llamado para abrir un diálogo nacional a pocos días del fallecimiento del expresidente cubano Fidel Castro. La alianza opositora considera que el país entra en una nueva etapa de su historia, según una declaración firmada por su vocero, Boris González Arenas.

La MUAD asegura que para muchos cubanos el recuerdo del líder político está marcado por las "injustas e inhumanas detenciones" y las "injustificables pérdidas de vidas humanas". El texto evoca también "el desarraigo sufrido" por miles de isleños "al verse obligados a abandonar (...) la tierra que los vio nacer". Para esas personas, Castro quedará como un "dictador totalitario", puntualiza el documento.

Sin embargo, para otros cubanos será siempre considerado como el gobernante "que les abrió las puertas y le dio oportunidades para ellos y sus familias, que no tenían antes del proceso revolucionario iniciado en 1959". En la memoria de esa parte de la población Castro quedará como "el héroe, el padre, el Comandante en Jefe ordene", afirma.

La declaración se centra en "una nueva generación de cubanos" que tiene "su propia interpretación de nuestra historia y de nuestra realidad". Son individuos con "deseos de un respeto a la diversidad de pensamiento y a la libertad" y sueñan con "una Cuba verdaderamente plural, con respeto a los derechos humanos y orientada al beneficio de todos".

La declaración se centra en "una nueva generación de cubanos" que tiene "su propia interpretación de nuestra historia y de nuestra realidad"

El reto para el actual Gobierno es poner en práctica "un conjunto de medidas que incidan realmente en el entorno económico y social" y que permitan "la participación amplia de todos los cubanos estén donde estén", subraya la MUAD.

La renovación del orden político de la legislación nacional también aparece señalada como una urgencia en el documento hecho público por la concertación opositora.

"El único camino que tenemos para lograr todas las transformaciones económicas, sociales y políticas que queremos para Cuba es un diálogo incluyente", sentencia en su último párrafo el texto.

La MUAD reúne a más de una treintena de organizaciones independientes de la sociedad civil. A mediados de este año la alianza sufrió un duro revés cuando la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu), la mayor organización opositora del país abandonó sus filas. Otro tanto ocurrió con el Foro Antitotalitario Unido (Fantu), liderado por Guillermo Fariñas.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 88