La "tendencia internacional a la legalización" aumenta el tráfico de marihuana, según el Gobierno

Las autoridades decomisaron 2.438 kilos de droga en 2018 y acusan a emigrados cubanos de traficar

La policía inspecciona un paquete con drogas. (Archivo EFE)
La policía inspecciona un paquete con drogas. (Archivo EFE)

Las fuerzas de seguridad cubanas se incautaron de 2.438 kilos de drogas en 2018, menos de la mitad del año anterior, cuando se alcanzó la cifra récord de 5.539 kilos, y también muy por debajo de las 3,2 toneladas retenidas en 2016. Las cifras guardan una enorme disparidad respecto al año 2015, cuando se informó de la requisa de apenas 104,68 kilos.

La mayoría de la droga incautada es marihuana, con 2.071 kilogramos, frente a los 363 de cocaína, 3 de cannabinoides, 1 de crack y 0,15 de hachís. Según el Ministerio del Interior (Minint), la "tendencia internacional a la legalización de la marihuana" influye directamente en estos datos.

El Gobierno cubano, que difundió los datos este martes a través del diario oficial Granma, responsabiliza del negocio del narcotráfico en las costas cubanas a "grupos criminales de extranjeros y emigrados cubanos con interés de introducir drogas al territorio nacional".

La mayoría de las operaciones de narcotráfico se realiza por vía marítima, suponiendo el 90% según la estimación del Minint

La mayoría de las operaciones de narcotráfico se realiza por vía marítima, suponiendo el 90% según la estimación del Minint. No por coincidencia, el 77% de la droga incautada procede de recalos de pequeñas lanchas rápidas que las autoridades atribuyen, nuevamente, "a operaciones organizadas por cubanos radicados en el exterior". La Policía detuvo a cuatro personas con 144 kilogramos de marihuana en un intento de introducirla en la Isla en dos operaciones por vía marítima y neutralizó otras dos en aguas jurisdiccionales que permitieron capturar a otros cuatro narcotraficantes extranjeros y requisarles 132 kilos de la misma sustancia.

La vía aérea, pese a ser menos utilizada, también generó 49 operaciones neutralizadas en las que se detuvo a un total de 90 personas, 54 cubanos y 36 extranjeros, que trataban de vender la droga en la Isla. La mayoría de casos se concentraron en el aeropuerto internacional José Martí de La Habana, aunque el Minint llama la atención sobre una operación en el aeródromo Frank País, de Holguín, así como dos casos por el canal postal y uno por la terminal de carga internacional de la capital.

Para llamar la atención nuevamente sobre los emigrados, la nota oficial insiste en la participación de "traficantes emigrados cubanos, con el empleo de correos de varias nacionalidades y el origen en diferentes países" en la organización de las operaciones de entrada de droga a través de aplicaciones de internet, como Imo o WhatsApp con las que se reclutaba a mulas.

Ya dentro de la Isla, las autoridades se incautaron de 83 kilos de drogas, cantidad muy superior a los 18 del año anterior, en acciones que incluyeron la detección de escamoteos de recalos en la costa, cosechas aisladas de marihuana y su traslado a otros territorios (especialmente La Habana) y o la prevención del consumo de drogas y medicamentos de efectos similares.

La nota oficial insiste en la participación de "traficantes emigrados cubanos, con el empleo de correos de varias nacionalidades y el origen en diferentes países" en la organización de las operaciones

El Minint destaca las acciones tomadas en la lucha contra el narcotráfico y la coordinación de las Fuerzas Armadas para enfrentarlo, así como los acuerdos que mantiene con 37 policías extranjeras, Interpol y otros organismos para intercambiar información, la promoción y desarrollo de investigaciones cooperadas y la asistencia judicial recíproca.

En la nota se admite la existencia de redes de narcotráfico y consumo de drogas en la Isla pero insiste en el compromiso del Gobierno de combatirlo "para alcanzar un desarrollo sustentable y el bienestar" del pueblo. Además acusa del auge de la marihuana a quienes "tratan de coronarla, mediante su legalización como una mercancía más de la economía capitalista".

El consumo de cannabis es legal con fines medicinales en varios países del continente, desde Canadá y EE UU a Costa Rica o Colombia. El único país del mundo que ha legalizado por completo su uso es Uruguay, que en 2013, durante el mandato de José Mujica, aprobó una ley que regula la venta y distribución de la planta o su cultivo privado.

___________________________________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de 14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 16