José Daniel Ferrer recibe una visita familiar después de seis meses de espera

El líder de Unpacu tiene prohibido realizar llamadas telefónicas desde la cárcel

Su cuerpo permanece dañado por “las picaduras de los agresivos mosquitos” y las lesiones de bacterias y hongos, denunció su hermana. (Cortesía)
Su cuerpo permanece dañado por “las picaduras de los agresivos mosquitos” y las lesiones de bacterias y hongos, denunció su hermana. (Cortesía)

La familia del preso político José Daniel Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu), pudo visitarlo en la cárcel de Mar Verde, en Santiago de Cuba, tras seis meses de espera. Su esposa, Nelva Ismarays Ortega-Tamayo, y sus hijos Daniel José y Fátima Victoria, estuvieron dos horas con el recluso e informaron sobre su estado de salud.

"Lo encontraron muy delgado pero al menos con mejor coloración en su piel", explicó en un comunicado en Facebook su hermana, Ana Belkis Ferrer García, que no estuvo presente en la visita y reside en Estados Unidos. Su cuerpo permanece dañado por "las picaduras de los agresivos mosquitos" y las lesiones de bacterias y hongos, denunció la activista.

Añadió que, desde este lunes, Ferrer ha tenido acceso a los medicamentos que necesita y que han permitido que reciba baños de sol. "Ya puede apagar el bombillo que permanecía encendido las 24 horas del día, lo desenrosca durante la noche", dijo, aunque señaló que la mayor parte de la semana la prisión carece de fluido eléctrico.

A través de su familia, el opositor pidió que su agradecimiento llegara a "todas las personas solidarias" que han estado pendientes de su situación en el establecimiento penal.

A través de su familia, el opositor pidió que su agradecimiento llegara a "todas las personas solidarias" que han estado pendientes de su situación

El reporte familiar conmocionó a varios activistas tanto de la Isla como del exilio. El analista político Andrés Alburquerque indicó, desde Miami, que no se podía "permanecer impasible" ante los abusos cometidos contra Ferrer, a quien señaló como el único de los "opositores tradicionales" que está preso, y que mientras "todos deberían estar hablando de él", se percibía un extraño "silencio" sobre su figura en la oposición.

Llamó a un "examen de conciencia" para todo aquel que no está dando a esa familia "la solidaridad que merece", aseveró en su programa Enfoque ciudadano.

En septiembre, la hermana del recluso denunció que la familia llevaba varios meses sin conocer ninguna información sobre su estado. Ferrer forma parte de los casi 1.000 prisioneros políticos que el régimen mantiene detenidos desde las protestas masivas del 11 de julio de 2021 o después de las manifestaciones de los últimos meses.

Desde el 4 de junio de este año, el líder de la Unpacu tiene prohibido realizar llamadas telefónicas desde la cárcel. En aquel momento, Ana Belkis Ferrer García expuso que los oficiales mantenían a su hermano "semidesnudo, solamente en calzoncillo, lleno de picazos de mosquito, alimentándose de la jaba que le están permitiendo [recibir] cada 45 días y sin derecho a visitas familiares y conyugales".

Según el cálculo de su hermana, Ferrer llevaba ya "un año, dos meses y 12 días enterrando en vida y muriendo lentamente".

Varias organizaciones, como el Directorio Democrático Cubano, exigieron al Gobierno cubano una fe de vida del recluso, ante la negativa del régimen de concederle la visita familiar que le correspondía el 26 de agosto.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0