La SIP pide la suspensión del nuevo Código Penal cubano, que castiga la libertad de prensa

La denuncia va precedida de varias consideraciones sobre la situación de los reporteros independientes en la Isla

La declaración de la SIP es consistente con el Índice Chapultepec 2022 sobre la libertad de prensa, emitido por la organización durante su Asamblea General. (EFE)
La declaración de la SIP es consistente con el Índice Chapultepec 2022 sobre la libertad de prensa, emitido por la organización durante su Asamblea General. (EFE)

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) denunció la "represión sistemática a la prensa independiente en Cuba", a través de una resolución publicada durante su 78 Asamblea General, celebrada en Madrid del 27 al 30 de octubre.

El documento expone el "hostigamiento incesante" del Gobierno cubano a quienes defienden la libertad de prensa y expresión, y menciona el poco respeto a los corresponsales de prensa extranjeros.

La SIP considera urgente que el régimen desista de aplicar el nuevo Código Penal, que entrará en vigor el 1 de diciembre y prevé "la tipificación de nuevos delitos a la medida de su política represiva". Este cuerpo legal "vulnera aún más el ejercicio del periodismo independiente", añaden.

La denuncia va precedida de varias consideraciones sobre la situación de los reporteros independientes en la Isla, en particular la de Lázaro Yuri Valle Roca, detenido en 2021 y condenado a 5 años años de prisión bajo el cargo de "propaganda enemiga de carácter continuado y resistencia".

El "grave estado de salud" de Valle Roca, considera la SIP, es consecuencia de las "severas penas a los críticos del Gobierno", que se agudizará con la implementación del nuevo Código Penal.

La organización menciona también el chantaje a periodistas por parte de agentes del Ministerio del Interior, que proponen la "salida del país a cambio de renunciar públicamente a los medios independientes"

La organización menciona también el chantaje a periodistas por parte de agentes del Ministerio del Interior, que proponen la "salida del país a cambio de renunciar públicamente a los medios independientes", y a quienes se niegan, los someten a la prohibición de viajar fuera de la Isla.

Otro factor de la represión gubernamental consiste en la imposición de "multas onerosas" por reportar acontecimientos problemáticos para el régimen desde las redes sociales e internet. Detallaron que la esfera digital se ha convertido en un "centro de espionaje y censura por parte de la empresa estatal de comunicaciones", Etecsa.

Además, consideran, "los arrestos de periodistas siguen a la orden del día", situación que ejemplifican con el caso del periodista camagüeyano Henry Constantín, director del medio La Hora de Cuba y vicepresidente regional para Cuba de la SIP. Notaron, además, la frecuencia con que se practica el arresto domiciliario y el acoso a los periodistas y sus familias.

Por último, detallan la gravedad de la crisis política y social de la Isla, el éxodo masivo de cubanos y el reforzamiento del aparato represivo, desde la Policía hasta el sistema legal y la vigilancia.

La declaración de la SIP es consistente con el Índice Chapultepec 2022 sobre la libertad de prensa, emitido por la organización durante su Asamblea General, donde Cuba ocupó el vigésimo lugar, uno de los últimos de la lista, superada solo por Venezuela y Nicaragua. Las tres naciones son las únicas que se enmarcan en la categoría "sin libertad de expresión".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 4