Las autoridades cubanas prometen una "minuciosa investigación" sobre la lancha de Bahía Honda

Los oficiales, no obstante, advierten de que los guardafronteras "han salvado a 2.085 personas en 168 operaciones marítimas"

Las autoridades afirmaron que los guardafronteras deben actuar sin poner en riesgo la vida de nadie y que se investigarán los hechos. (Granma)
Las autoridades afirmaron que los guardafronteras deben actuar sin poner en riesgo la vida de nadie y que se investigarán los hechos. (Granma)

Cuatro días después de la tragedia, las autoridades cubanas lamentaron "profundamente" las muertes producidas en Bahía Honda y anunciaron una investigación para esclarecer los hechos del pasado día 28 de octubre, cuando las Tropas Guardafronteras embistieron una lancha rápida en la que viajaban 28 balseros y fallecieron al menos siete de ellos. Los agentes, sin embargo, cuentan con la defensa a priori de sus superiores, que se afanaron este martes en dejar clara la cantidad de migrantes rescatados por el cuerpo.

"Los guardafronteras han salvado a 2.085 personas en 168 operaciones. Del total, 121 personas se corresponden a siete hechos de tráfico de personas", dijo ayer la teniente coronel Imandra Oceguera Cull, jefa de departamento de la Dirección de Tropas Guardafronteras del Ministerio del Interior que intervino en Mesa Redonda de Televisión Cubana que abordaba las migraciones, un fenómeno que desangra la Isla y que ha crecido exponencialmente desde que hace un año Nicaragua decretó la exención de visados para cubanos.

La oficial indicó, además, que los agentes no pueden realizar medidas de fuerza ni emplear armas de fuego ni llevar a cabo cualquier acción que implique riesgo cuando hay balseros implicados

La elección del tema no es casual después del suceso del pasado viernes, en el que familiares de las víctimas y supervivientes han denunciado la arremetida de los agentes contra la embarcación, llegando a calificar de asesinato lo sucedido. Oceguera alegó que el objetivo de los guardafronteras es siempre la preservación de la vida humana. "Son cientos las personas que han sido rescatadas con peligro para su vida en la mar", reiteró.

La oficial indicó, además, que los agentes no pueden realizar medidas de fuerza ni emplear armas de fuego ni llevar a cabo cualquier acción que implique riesgo cuando hay balseros implicados. No obstante, insistió, se lleva a cabo una "minuciosa investigación" que determinará responsabilidades.

Hasta ese momento, las autoridades ya han señalado un responsable indirecto y habitual: Estados Unidos. Además, señalaron que "los mismos participantes en estos hechos reconocieron que fueron abandonados a su suerte por los traficantes de personas", a los que las fuentes oficiales acusaron de actuar de manera irresponsable, agresiva y negligente. "Cuando se dan casos de tráfico de personas con lanchas procedentes desde el exterior su destino final es los Estados Unidos", subrayaron.

"Estos elementos delincuenciales, que radican precisamente en ese país, actúan con ánimo de lucro y sin interés real por la vida humana. Actúan en la noche, en lugares inhóspitos, y transitan a altas velocidades. Otro elemento que los caracteriza es que sobrecargan las lanchas rápidas, lo que demuestra la falta de conocimiento de las normas de navegación", dijo Oceguera, que añadió que en estos trayectos se aprovecha ocasionalmente para introducir armas o drogas, un hecho que calificó de "seria amenaza" para la seguridad nacional.

A ello se suma, destacó la oficial, que los materiales de las embarcaciones no son adecuados, los balseros no conocen las normas más básicas de navegación, carecen de métodos de salvamento y no cuentan con métodos de diagnóstico del estado del mar, destacó la oficial.

Pese a todo, la teniente coronel, reconoció que hay un intercambio fluido con sus homólogos estadounidenses a la hora de supervisar las aguas fronterizas. "Es una comunicación directa, caso a caso y a tiempo real. Cuando se detecta un hecho de este tipo se le informa de manera inmediata la cantidad de personas a bordo, las características del medio, la posición donde se encuentran".

En el programa intervinieron también Mario Méndez Mayedo, jefe de la Dirección de Identificación, Inmigración y Extranjería del Ministerio del Interior; y Laura Pujol Torres, subdirectora general de Asuntos Consulares y Cubanos Residentes en el Exterior. Esta última especificó que emigrar no debe ser un fenómeno politizado ni negativo, pero es preciso hacerlo en condiciones adecuadas.

Pujol insistió en la responsabilidad del Gobierno estadounidense en el aumento del flujo de viajeros, por haber paralizado la concesión de visas entre 2017 y hasta este año (cuando entregó finalmente la cantidad pactada en los acuerdos) y por mantener una política de sanciones que asfixia la economía del país. No hizo el menor gesto de autocrítica sobre la incapacidad de las autoridades nacionales para mitigar cualquier posible efecto del embargo e insistió en que la Ley de Ajuste Cubano "estimula de manera irresponsable este tipo de hechos y dificulta cualquier acción que, por otra parte, puedan tener las autoridades para mitigar estos temas de migración irregular".

"Se han identificado pasos positivos dentro de la Administración de Joe Biden para revertir este proceso y Cuba siempre estará dispuesta a conversar y cooperar"

Según indicó, varios países latinoamericanos, entre los que está Cuba, han entablado conversaciones con EE UU recientemente y las cosas marchan por buen camino. "Se han identificado pasos positivos dentro de la Administración de Joe Biden para revertir este proceso y Cuba siempre estará dispuesta a conversar y cooperar", expuso.

El coronel Mario Méndez Mayedo detalló el costo de un viaje a través de un coyote, que ha pasado según sus cálculos de los 2.000 a 3.000 dólares de un tiempo atrás hasta los 15.000 dólares y añadió que estos traficantes se lucran poniendo las vidas de los demás en juego y, frecuentemente, se desentienden cuando las cosas van mal. Además, por el camino encuentran agentes corruptos que reclaman más dinero y se termina por chantajear a los familiares. Citó, también a los menores involucrados en estas salidas, los heridos y muertos que se quedan en el camino y las condiciones infrahumanas de estos viajes que, pese a todo, compensan a cientos de miles de personas cada año.

El militar acusó, finalmente, a EE UU de manipular políticamente a los cubanos, a quienes acoge como solicitantes de asilo por alegar "miedo creíble" cuando muchos regresan a la Isla a los pocos meses "sin ningún problema, y eso lo saben las autoridades norteamericanas". Y añadió: "No tiene sentido que una persona que sale legalmente de su país tenga 'miedo creíble' como argumento para ingresar a los Estados Unidos".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 39