Una 'cajita' decodificadora al año, el racionamiento se extiende en Cuba

El dispositivo solo podrá adquirirse previa presentación de la libreta de abastecimiento

Los equipos tienen un precio de 1.250 pesos en las tiendas estatales y en el mercado informal pueden costar 5.000. (Collage)
Los equipos tienen un precio de 1.250 pesos en las tiendas estatales y en el mercado informal pueden costar 5.000. (Collage)

En Centro Habana han colocado carteles a la entrada de varias tiendas informando que las cajas decodificadoras de televisión pasarán a formar parte de los productos controlados. Junto al aceite, el pollo y el detergente, el dispositivo solo podrá adquirirse una vez al año previa presentación de la libreta de abastecimiento.

La prensa oficial anunció en mayo pasado la reanudación de la producción de las cajas decodificadoras después de más de dos años con muy poca oferta de los demandados equipos en las tiendas en moneda nacional. En los últimos meses se han comercializado de manera inestable en algunos comercios por un valor de 1.250 pesos pero la oferta es insuficiente. Mientras, en el mercado informal su precio puede alcanzar los 5.000 pesos.

En la plaza Carlos III, en Centro Habana, este viernes en la mañana había una larga fila para adquirir las "cajitas" como popularmente se conocen. Todos los clientes, con la libreta de racionamiento en mano, aguardaban su turno para entrar al centro comercial, y como es habitual, no faltaban las discusiones y los disgustos en la larga cola.

"Yo no veo la televisión cubana, tengo el cable con los canales de afuera, pero la voy a comprar para venderla, quiero ese dinero para otras cosas"

"La venta es por la libreta y tiene que vivir en Centro Habana", le explica un joven a una señora. "Entonces no puedo comprar, soy de Diez de Octubre. No entiendo por qué no la venden en todos los municipios, la mía está rota hace meses y apenas puedo ver televisión porque en mi casa la señal analógica es muy mala", se quejaba la mujer.

En la misma fila, otras dos mujeres conversaban y una le propuso a la otra comprarle el equipo apenas lo adquiera. "Yo no veo la televisión cubana, tengo el cable con los canales de afuera, pero la voy a comprar para venderla, quiero ese dinero para otras cosas", explicó una. "Si no hacemos esto a mi hermana le va a coger el fin de la señal analógica sin cajita", remató la mujer que terminó comprando dos descodificadores, uno de ellos a la revendedora.

El Gobierno cubano decidió que para la televisión digital en el país se utilice la norma china por lo que los televisores que los cubanos compran en países como Estados Unidos no recepcionan esta señal. La otra opción que tienen las personas para disfrutar de la televisión digital es adquirir uno de los televisores híbridos importados o los ensamblados en Cuba que se venden en las tiendas en MLC, donde los más económicos rondan los 535 dólares con una oferta también escasa.

El apagón analógico inicialmente planificado para el año 2021, luego de que la señal digital llegara a todas las regiones del país, ha sido postergado para el 2024. Actualmente existen zonas de silencio y todo el proceso se ha visto retrasado según fuentes oficiales, debido al embargo de Estados Unidos a Cuba y la falta de liquidez. La mayoría de piezas y partes de esta tecnología para desarrollar la televisión digital en la Isla provienen de China.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 4