Con una producción de 400 MW, las siete centrales flotantes turcas no evitarán los apagones en Cuba

En pruebas, los motores de la última de las unidades llegadas a la Isla, el pasado 15 de noviembre

Central flotante turca, a su llegada a La Habana, el pasado 15 de noviembre. (Cubadebate)
Central flotante turca, a su llegada a La Habana, el pasado 15 de noviembre. (Cubadebate)

La última de las centrales flotantes turcas llegada a Cuba, el pasado 15 de noviembre, comenzó este lunes a probar sus motores para, "en los próximos días", aportar 110 megavatios (MW) de potencia a través del Sistema Eléctrico Nacional (SEN).

"En el día de hoy se terminó el ajuste hasta el motor número tres, en la tarde del día de hoy se empezará el ajuste y puesta en marcha del motor número cuatro y, así sucesivamente, el cinco y el seis", declaró a la televisión oficial Rafael Rigoberto Matos García, director general de Generación Distribuida de La Habana, quien calificó de "satisfactorias" las comprobaciones.

Pertenecientes a la compañía turca Karpowership, integrada en Karadeniz Holding, las siete centrales de este tipo que hay en Cuba, repartidas entre el puerto de Mariel y La Habana, que necesitan fuel para funcionar, son, en palabras de la prensa oficial, "parte de la estrategia para, gradualmente, aumentar capacidades de generación y alejar al país de las afectaciones por déficit de cargas".

Sin embargo, una vez que estén todas sincronizadas con el SEN, aportarán poco más de 400 MW, una cifra insuficiente para paliar el déficit energético en la Isla. Este mismo lunes, por ejemplo, la Unión Eléctrica de Cuba informó de una "afectación máxima" de 1.057 megavatios.

No en vano, las autoridades vaticinan que en 2023 las unidades turcas sólo aporten entre el 18% y el 20% de electricidad en la Isla

En su mensaje diario, la estatal detalló, como es habitual, el rosario de termoeléctricas averiadas o en mantenimiento: Mariel, Tallapiedra, Nuevitas, Felton, Santa Cruz, Nuevitas, Renté y, luego de volver a salir del sistema, Guiteras. En total, suponen una generación "indisponible" de más de 1.600 MW, algo que no suplirían ni de lejos las centrales flotantes.

No en vano, las autoridades vaticinan que en 2023 las unidades turcas sólo aporten entre el 18% y el 20% de electricidad en la Isla.

La "importancia" de estas centrales turcas fue subrayada, recuerda la televisión nacional, por el mandatario Miguel Díaz-Canel en su reciente visita oficial a Estambul, donde declaró: "Ustedes son parte de la esperanza que tiene el pueblo cubano en mejorar la situación energética".

En efecto, tal y como reconoció el ministro de Energía y Minas, Vicente de la O Levy, la gira de Díaz-Canel por Argelia, Turquía, Rusia y China tuvo como prioridad "el tema energético".

Aunque no ofreció muchos detalles de los acuerdos llegados en cada una de las paradas de la visita presidencial, el funcionario aseguró que en "en los cuatro países fue un éxito".

En Argelia, dijo en declaraciones recogidas por Cubadebate, se decidió "retomar el suministro de combustible de manera estable hacia Cuba", para el abastecimiento de las centrales eléctricas, además de recibir la donación de "un parque fotovoltaico que se instalará en La Habana, pero que estará interconectado al Sistema Electroenergético Nacional y beneficiará a todo el pueblo de Cuba, desde Pinar del Río hasta Guantánamo".

De igual manera, sin mayores especificaciones, De la O dijo que en Rusia "se habló de apoyar al Sistema Electroenergético Nacional en temas asociados al suministro de combustible, la energía renovable y el funcionamiento de las termoeléctricas".

Por último, en China, "se puntualizaron acciones para reanudar los parques fotovoltaicos que estaban detenidos por la falta de financiamiento", así como "analizar y flexibilizar las condiciones de los pagos para que continúen las inversiones", esto último en clara alusión al impago de la deuda que tiene la Isla con Pekín.

Está por verse si el viaje tendrá efectos en el objetivo del Gobierno de "disminuir las afectaciones a la población en el mes de diciembre", la meta que se fijó el propio Díaz-Canel el pasado agosto para el fin de los apagones.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 22