Muere por covid Adalberto Álvarez, el caballero del son en Cuba

Su hija ha comunicado el deceso, después de casi 20 días de hospitalización, a través de las redes sociales

(Cubamusic)
Adalberto Álvarez, conocido como el Caballero del Son, inició su carrera artística a finales de los años 50 del siglo pasado como ejecutante de la paila. (Cubamusic)

Adalberto Álvarez, músico y director de orquesta cubano, representante de la música popular bailable de la Isla y defensor del derecho del pueblo a protestar en las calles, ha fallecido por covid-19 tras casi 20 días hospitalizado en el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK).

La noticia la ha comunicado su hija, Dorgeris Álvarez, que subió una fotografía junto a su padre con un lazo negro en su perfil de Facebook, después de varias jornadas utilizando la red para informar de la mejoría y estabilización de su salud. Inmediatamente, el perfil se ha llenado de las condolencias de centenares de personas.

El periodista y crítico musical Michel Hernández ha sido de los primeros en lamentar la noticia del fallecimiento del músico, que ha calificado de "enorme e irreparable pérdida para la cultura popular de Cuba y América Latina"

El periodista y crítico musical Michel Hernández ha sido de los primeros en lamentar la noticia del fallecimiento del músico, que ha calificado de "enorme e irreparable pérdida para la cultura popular de Cuba y América Latina".

"Defendió sin cortapisas su religiosidad y la incorporó a su música, marcando precedentes muy relevantes en la evolución de los géneros populares en la isla. (...) Adalberto fue además un músico que conocía el latir del pueblo y su obra también creció hacia la historia por esa cercanía que tuvo con la Cuba profunda.

El compositor y arreglista, fundador de las exitosas bandas cubanas Son 14 (1978) y Adalberto Álvarez y su Son (1984), nació el 22 de noviembre de 1948 en La Habana, cuando su madre se encontraba de visita en la capital, aunque se considera que Camagüey es su ciudad natal, de la que era hijo ilustre.

Creador de temas tan populares como A Bayamo en coche, Dale como e', A bailar el toca toca, Y qué tú quieres que te den, Déjala que se vaya y Para bailar casino, su obra ha sido interpretada por decenas de músicos cubanos y foráneos, entre ellos Juan Luis Guerra y La 440, Oscar De León, Celina González, Omara Portuondo, Issac Delgado y Frank Fernández.

Conocido como el Caballero del Son, inició su carrera artística a finales de los años 50 del siglo pasado como ejecutante de la paila. Poco tiempo después fue arreglista y director de Avance Juvenil, el conjunto que creó su padre Enrique Fortunato Álvarez, Nené. Se graduó de la Escuela Nacional de Arte en 1972 y hasta 1978 ejerció como profesor de Literatura Musical en la Escuela Provincial de Arte de Camagüey.

Con la orquesta Son 14 en Santiago de Cuba, el Premio Nacional de Música de 2008 "logró mostrar un concepto" sonoro "diferente" sin renunciar a "las raíces del son tradicional", que "renovó" a través de "textos, orquestaciones y armonías contemporáneas", recoge el sitio web del artista.

Tras la creación de Adalberto Álvarez y su Son, "su obra se caracterizó por respetar la cadencia necesaria y vital del bailador, condición dentro de su quehacer que no solo ha sido reconocida por bailadores de su país, sino por los de otras latitudes". Junto a esta agrupación colaboró con otros artistas en sus fonogramas y realizó más de 20 discos, entre ellos: Respeto pa' los mayores, El son de altura, Gozando en La Habana y Mi linda habanera.

Álvarez fue uno de los artistas cubanos que criticó la represión desatada por el régimen contra las protestas del pasado 11 de julio

Álvarez fue uno de los artistas cubanos que criticó la represión desatada por el régimen contra las protestas del pasado 11 de julio. "Imposible permanecer en silencio ante todo lo que está pasando en nuestro país", dijo.

"Las calles de Cuba son de los cubanos", afirmó en otra parte de su declaración el creador de Un pariente en el campo y Chivo quiere que le den candela. "Me duelen los golpes y las imágenes que veo de la violencia contra un pueblo que sale a la calle a expresar lo que siente pacíficamente".

"A ese pueblo le debo lo que soy hoy en día y no me importa la forma de pensar de cada uno de ellos", porque "más allá del pensamiento político está el derecho humano". "¿A los que me preguntan de qué lado estoy?: estoy con el pueblo", concluyó El Caballero del Son.

Durante su carrera, Adalberto Álvarez obtuvo numerosos reconocimientos y premios, como varios Cubadisco y la Orden Félix Varela en 2002. Además estuvo nominado al Grammy Latino en 2011 en la categoría de Música Tropical con su fonograma El Son de altura.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8