Los cubanos que pasaron por la frontera norte de México destacaron por sus iniciativas empresariales

Un estudio señala el carácter emprendedor de los nacionales de la Isla en Tijuana y Ciudad Juárez

Los migrantes de la Isla "salían a la calle a vender comida, o se asociaban con alguna persona mexicana", que abrían algún restaurante y vendían comida cubana. (EFE)
Los migrantes de la Isla "salían a la calle a vender comida, o se asociaban con alguna persona mexicana", que abrían algún restaurante y vendían comida cubana. (EFE)

Si por algo destacan los migrantes cubanos que han pasado por la frontera norte de México es por su carácter emprendedor. Así lo indica un estudio de El Colegio de la Frontera Norte (Colef) sobre casi 5.000 nacionales de la Isla que tuvieron que esperar en suelo mexicano su proceso de asilo para EE UU entre 2018 y 2020.

El informe, que vio la luz a finales de mayo, destaca que muchos de los 4.972 cubanos analizados, residentes en Tijuana y en Ciudad Juárez, optaron por autoemplearse, mientras que otros, al igual que de otras nacionalidades, se insertaron dentro y fuera del mercado formal.

Jesús Javier Peña Muñoz, uno de los investigadores que participó en el trabajo, afirmó a El Diario que estos migrantes "salían a la calle a vender comida, o se asociaban con alguna persona mexicana", que abrían algún restaurante y vendían comida cubana y que incluso establecían "estéticas de belleza en donde daban el estilo de belleza que ellos decían que era de Cuba".

Así, la población migrante de la Isla "creó redes en esta frontera" para orientar a la misma comunidad y orientarse entre ellos en dónde trabajar, destacó Peña Muñoz. "No estaban esperando a ver quién les daba trabajo, sino siempre estaban tratando de generar sus propios empleos, sus propios recursos económicos".

Dentro de los casos estudiados se identificaron cuatro formas de obtener la primera ocupación: el entorno del albergue, por cuenta propia, a través de otro migrante o por mediación de una institución o programa gubernamental.

"No estaban esperando a ver quién les daba trabajo, sino siempre estaban tratando de generar sus propios empleos, sus propios recursos económicos"

El hospedaje en albergue fue, justamente, mayoritario entre los cientos de cubanos que llegaron a Ciudad Juárez a finales de 2018. Para principios de 2019 comenzaron a establecerse en casas de renta y hoteles en el centro de la ciudad. "Es así que quienes llegaron a la ciudad a mediados del 2019 tuvieron la posibilidad de apoyarse en las redes de apoyo y esferas de convivencia establecidas por los primeros grupos", detalla la investigación.

El documento explica que hubo dos políticas estadounidenses con un "efecto dramático" en la prolongación de la espera de los migrantes en Tijuana: las listas de espera creadas en el verano de 2016, durante la Administración de Barack Obama, ante la avalancha de cerca de 18.000 solicitantes de asilo (en su gran mayoría haitianos), y el Protocolo de Protección al Migrante (MPP) creado por Donald Trump.

El MPP fue eliminado esta semana por la actual Administración de EE UU, una decisión dada a conocer por el Departamento de Seguridad Nacional cinco meses después de que el presidente estadounidense, Joe Biden, suspendiera desde el pasado 21 de enero las inscripciones de nuevos solicitantes.

Amparado en el programa "Permanezcan en México", el Gobierno de Trump envió a más de 60.000 indocumentados a esperar en México sus citas ante jueces migratorios, un trámite que puede tomar meses.

Hoy, cientos de cubanos siguen llegando todos los meses a territorio mexicano con la intención de cruzar la frontera y asilarse en suelo estadounidense. En los primeros cinco meses del año han solicitado refugio 3.769 nacionales de la Isla, más del 65% de los que iniciaron el trámite durante el 2020, unos 5.752.

Cuando los cubanos inician el proceso de refugio y obtienen documentos migratorios pueden moverse por territorio mexicano sin temor de ser deportados. Aunque muchos dejan el trámite a medias, otros deciden esperar, casi siempre al sur del país, en Tapachula, por donde llegan luego de cruzar varios países.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 6