Decenas de vecinos de Holguín se unen para proteger a un vendedor de productos agrícolas

Dos videos registran cómo los residentes impiden que los inspectores se lleven la mercancía

Dos videos publicados en Facebook registran cómo los vecinos se unieron para que no se llevaran la mercancía. (Collage)
El hecho ocurrió en la calle Mario Pozo del reparto Luz, en Holguín. (Collage)

Varios residentes del reparto Luz, en Holguín, impidieron que dos inspectores decomisaran varios productos agrícolas que comercializaba un vendedor en una esquina de la calle Mario Pozo, según se aprecia en una filmación difundida este lunes en las redes sociales.

Dos videos publicados en Facebook registran cómo los vecinos se unieron para que no se llevaran la mercancía, que incluía varios productos deficitarios en los mercados estatales. Los inspectores, vestidos con camisas de manga larga y de color azul, exigieron la presencia del dueño del puesto, pero nadie respondió al llamado. 

"A un infeliz que vende le quieren decomisar todo y es quien nos resuelve aquí en el barrio. Hasta cuándo el abuso", dijo una vecina que al parecer grabó los materiales con su teléfono móvil. "Ese hombre tiene una hija enferma", comentó otra, cuando supo que habían llamado a la policía. "Y no tiene dinero ni para llevarla a La Habana a un centro", añadió.

"A un infeliz que vende le quieren decomisar todo y es quien nos resuelve aquí en el barrio. Hasta cuándo el abuso"

Pimientos, ristras de ajos y cebollas, tomates y pepinos, entre otros productos, estaban sobre una mesa que fue rodeada por los vecinos del lugar para protegerla. "Aquí nadie se va a llevar nada", "la situación aquí es pésima, vamos a ayudarnos unos a otros", "estamos como perros y gatos, esto no da más", se escucha decir en varios momentos a la vecina que registró el incidente.

"En la unión está la fuerza. Arriba", sentenció la mujer y las demás personas recogieron los productos, para salvaguardar la mercancía de la policía. "Si nos unimos todo esto no sucede, es un abuso". "Le quieren decomisar todo, al que nos resuelve en el barrio", protestó.

"Vamos a luchar por ser mejores porque aquí lo que falta es humanidad, no hay humanidad. Coño, por qué vamos a desgraciar a un hombre", advirtió la vecina mientras se iban los inspectores y acto seguido pidió un aplauso y todos los presentes correspondieron. "Así es como tenemos que ser: unidos".

Tras recoger toda la mercancía de la mesa de venta para trasladarla al interior de sus casas, varios vecinos gritaron "ganamos" y aplaudieron la acción solidaria. 

Las escenas de personas en las calles defendiendo a los vendedores particulares de multas o incautaciones de sus productos son cada vez más frecuentes, a pesar de que los medios responsabilizan constantemente a los cuentapropistas de subir los precios de las mercancías o acaparar alimentos de las tiendas para posteriormente revenderlos.

A finales de febrero en Caibarién, Villa Clara, un vendedor de dulces protagonizó una protesta tras ser multado con 2.000 pesos. El hombre subió sobre el techo de su carrito de venta, en plena vía pública, y alrededor de él se congregaron decenas de personas de la localidad que mostraron su apoyo al cuentapropista.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8