Irán negocia la compra de vacunas de EE UU, al margen de su acuerdo con Cuba

Hace dos meses Soberana 02 obtuvo la autorización de uso de emergencia en el país asiático

La vacuna del Instituto Finlay en colaboración con el Instituto Pasteur se denominó Pastu Covac en Irán. (EFE/Captura)
La vacuna del Instituto Finlay en colaboración con el Instituto Pasteur se denominó Pastu Covac en Irán. (EFE/Captura)

Irán ha comenzado a negociar con Europa para comprar vacunas estadounidenses contra el covid-19, pese a que el líder supremo Alí Jameneí prohibió en un principio su importación, informó este domingo el viceministro de Salud, Alireza Raisí.

El anuncio se hace a menos de dos meses de que el candidato vacunal Soberana 02 obtuviera la autorización de su uso de emergencia en Irán, donde recibe el nombre Pastu Covac. La noticia fue difundida el pasado 29 de junio por el ministro de salud iraní, Said Nemeki.

La prensa iraní explicó entonces que desde febrero se ha desarrollado en el país el ensayo clínico en fase 3 de este candidato, con 44.000 voluntarios en Cuba y 25.000 en Irán, que confirmó que dos dosis mostraban una eficacia del 62% y eran útiles contra las variantes sudafricana y brasileña.

El anuncio se hace a menos de dos meses de que el candidato vacunal Soberana 02 recibiera la autorización de su uso de emergencia en Irán

La colaboración del  Instituto Finlay de Vacunación y el Instituto Pasteur de Teherán se firmó en enero. Con esta alianza, la candidata cubana se había probado en otra población de características muy distintas a la de la Isla: otra etnia, otra incidencia acumulada y otro sistema de salud, entre otras diferencias, indicaron las autoridades.

Raisí aseguró en declaraciones difundidas por la agencia local Isna que han entrado en negociaciones "con uno o dos países europeos para obtener las vacunas Pfizer y Moderna y, en caso de que todo avance bien, definitivamente las importaremos".

Esta medida ha sido anunciada tras abundantes críticas por parte de la población contra la decisión de no importar vacunas estadounidenses, lo que a juicio de los iraníes es una de las causas de la lentitud en la campaña de inmunización y del actual pico de contagios y decesos.

El pasado enero, Jameneí prohibió la importación de vacunas estadounidenses y británicas al país alegando que esos países, con los que Irán mantiene tensas relaciones, podían buscar con sus sueros contaminar a otras naciones.

El pasado enero, Jameneí prohibió la importación de vacunas estadounidenses y británicas

"La importación de las vacunas estadounidenses y británicas al país está prohibida (...) Si los estadounidenses hubiesen podido producir una vacuna, ese desastre de coronavirus no habría ocurrido en su propio país", subrayó el líder de Irán.

Sin embargo, han circulado comentarios en redes sociales de que las propias autoridades se han vacunado con Pfizer y que, por ese motivo, a partir de la segunda ola de la pandemia ya no hubo casos de contagio entre los altos responsables del país aunque, oficialmente, tanto el líder supremo como el presidente Ebrahim Raisí han sido inmunizados con el fármaco de producción local Coviran Barekat.

Un hecho que avivó las sospechas de los internautas fue la asistencia sin mascarilla del jefe de la Asamblea de Expertos, Ahmad Yanatí, de 95 años, a la ceremonia de investidura del presidente Raisí en el Parlamento, en la que estuvieron presentes cientos de personas.

El viceministro de Salud subrayó este domingo que no se trata de que previamente Irán no haya intentado importar vacunas, sino que muchos países como China y EE UU no facilitaban sus fármacos antes de haber vacunado a un cierto porcentaje de su población.

"La iniciativa Covax (de la OMS) y los contratos para comprar vacunas de Rusia y de China fueron nuestras principales medidas para importar vacunas y, hasta ahora, China nos ha dado la mayor cantidad de vacunas", explicó Raisí.

Hasta ahora unas 5,5 millones de personas han recibido la pauta completa y 16,4, una primera dosis, en su mayoría de la vacuna china Sinopharm

Al respecto, explicó que el nuevo presidente iraní ha tenido positivas conservaciones telefónicas con su homólogo chino, Xi Jinping, y que, antes de finales de octubre, Irán obtendrá otras 60 millones de dosis.

Hasta ahora unas 5,5 millones de personas han recibido la pauta completa y 16,4, una primera dosis, en su mayoría de la vacuna china Sinopharm, de una población superior a los 80 millones.

Durante la quinta ola, se han registrado los máximos diarios de decesos y casos desde el inicio de la pandemia en Irán, donde hasta este domingo el covid-19 ha causado más de 4,6 millones de contagios y un total de 101.354 muertes, según las cifras oficiales.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 135