Pese a la prohibición, los Cupet de La Habana venden combustible en recipientes

La disposición este miércoles es diferente a la del martes: se despachará tanto diésel como gasolina hasta llenar los tanques

El racionamiento se atribuye al intento de "garantizar servicios básicos de transporte" tras la avería de la termoeléctrica de Matanzas, aseguran

Los empleados disponen la manguera de modo que parece que están llenando el tanque del vehículo, cuando en realidad están despachando en envases de plástico dentro de los maleteros. (14ymedio)
Los empleados disponen la manguera de modo que parece que están llenando el tanque del vehículo, cuando en realidad están despachando en envases de plástico dentro de los maleteros. (14ymedio)

A pesar de que las autoridades de La Habana prohibieron este miércoles la venta de combustible en recipientes, algunos Cupet hacen caso omiso y, sin hacer muchos esfuerzos por pasar inadvertidos, ofrecen el servicio a los clientes.

Según acreditó este diario, los empleados disponen la manguera de modo que parece que están llenando el tanque del vehículo, cuando en realidad están despachando en envases de plástico a través de las ventanillas o dentro de los maleteros.

A primeras horas del día, los reporteros de 14ymedio constataron que los servicentros respetaban la prohibición de vender combustible en recipientes, a pesar de los ruegos de algunos particulares. Sin embargo, con el paso de las horas, empezaron a relajarse los controles.

Era patente, a diferencia de días atrás, la ausencia de agentes policiales custodiando las largas filas de vehículos

Era patente, a diferencia de días atrás, la ausencia de agentes policiales custodiando las largas filas de vehículos. Sin embargo, un papel pegado en todos los servicentros lo decía claro: prohibido llenar envases.

Dos días después de que comenzaran a proliferar en La Habana las colas en busca de combustible, el Grupo Temporal de Trabajo de la capital atribuyó la escasez de combustible a la avería de la termoeléctrica Antonio Guiteras de Matanzas, la mayor de Cuba, que salió del Sistema Eléctrico Nacional el jueves.

En una nota publicada en Canal Habana, las autoridades argumentan que, a consecuencia del déficit de generación de electricidad, aumentó el uso de grupos electrógenos que funcionan con diésel. Además, el transporte especializado también debe realizar más viajes para mantenerlos en marcha, por lo que se han tomado medidas para "garantizar servicios básicos de transporte".

La nota indica que dos servicentros, Intermitente, en Guanabo, y El Arbolito, en Playa, prestarán servicios exclusivamente a los autos de alquiler para el turismo, aunque también podrán acudir a cualquier otro que tenga combustible. Este diario confirmó en este último Cupet que esta instrucción se cumple a rajatabla, a pesar de los ruegos de algunos particulares de que les vendan gasolina.

La nota indica que dos servicentros prestarán servicios exclusivamente a los autos de alquiler para el turismo, aunque también podrán acudir a cualquier otro que tenga combustible

Hasta aquí llegan las explicaciones en la prensa oficial. Este diario dio la voz de alerta sobre el racionamiento de combustible en la capital este lunes, cuando la única medida conocida era la regulación oficial anunciada para la provincia de Matanzas. En este caso se advirtió a los ciudadanos de que sólo se despachará 10 litros de gasolina y 20 de diésel en depósitos y un máximo de 20 litros de gasolina y 40 de diésel en el tanque de los vehículos.

En La Habana, en cambio, las cantidades parecen ser a discreción, ya que no se han establecido límites oficialmente. Este martes, en un recorrido por varios servicentros, los empleados contaron a 14ymedio que no había diésel, mientras que en uno de ellos se informaba específicamente de la venta de 20 litros de gasolina por vehículo. Este miércoles, sin embargo, la "orientación" era otra: se despacharía tanto petróleo como gasolina hasta llenar los tanques, pero no en recipientes.

La "orientación" de este miércoles en La Habana es distinta a la del martes: ahora se despachará tanto diésel como gasolina hasta llenar los tanques, pero de ninguna manera en recipientes. (14ymedio)
La "orientación" de este miércoles en La Habana es distinta a la del martes: ahora se despachará tanto diésel como gasolina hasta llenar los tanques, pero de ninguna manera en recipientes. (14ymedio)

Al igual que días atrás, las filas delante de los servicentros son kilométricas. En el Cupet de 31 y 18, en el municipio de Playa, por ejemplo, la cola de vehículos llegaba hasta la calle 42 este miércoles.

Mientras tanto, la molestia es tan manifiesta en las largas filas de estos días, en las que lo mismo hay taxistas que ciudadanos comunes que funcionarios con autos estatales, como en las reacciones a la información en Canal Habana.

El post acumula decenas de comentarios de personas indignadas, entre otras cosas, por la decisión de dejar de despachar en recipientes. "¿Quiere decir, que si me quedo botado a 2 kilómetros del Cupet, no puedo ir con un envase a buscar combustible? ¿Tengo que empujar el carro los 2 kilómetros para echar combustible?", lamentaba un usuario.

En el Cupet de 31 y 18, en el municipio de Playa, por ejemplo, la cola de vehículos llegaba hasta la calle 42 este miércoles. (14ymedio)
En el Cupet de 31 y 18, en el municipio de Playa, por ejemplo, la cola de vehículos llegaba hasta la calle 42 este miércoles. (14ymedio)

Varios taxistas han reprochado la decisión que los relega respecto a los autos de alquiler y han reivindicado la importancia de su trabajo en una ciudad en la que el transporte público es claramente insuficiente para la movilidad de más de dos millones de personas.

"¿Y los taxis que estamos vinculados a los Centros Científicos que trabajamos doce horas, tenemos que hacer varias horas de cola después de trabajar? Igual sucede para los vinculados a la salud. Ni hablar cuando el trabajo es en otra provincia, necesitas audiencia con el gobernador provincial para que te autoricen 10 litros. Sí, solo diez litros a 800 km de distancia de la capital", comentó un taxista.

Muchos han lamentado que el país nunca tenga buenas noticias que dar y alguno se atreve a augurar un nuevo "11 de julio"

"¿Y los taxis que se encuentran laborando en tareas de importancia para el país, como por ejemplo los que estamos en el Instituto Finlay de Vacunas y CiGB, y con el Minsap en el combate y prevención del covid y en otras tareas? ¿Seguimos haciendo colas interminables, al igual que los que brindan servicios al turismo en terminales aéreas?", añade otro.

Muchos han lamentado que el país nunca tenga buenas noticias que dar y alguno se atreve a augurar un nuevo "11 de julio", en referencia al estallido social que llevó el año pasado a las mayores manifestaciones contra el Gobierno en décadas.

También hay usuarios que han pedido que se utilicen los carros cisterna de las Fuerzas Armadas, idea que ha generado algunas burlas. "No, amigo, la reserva de ellos no se toca por nada del mundo".

Aunque varios avistan una solución a medio plazo. "¿Pero los grupos electrógenos no trabajan con gasolina o sí o será para guardar combustible para llenar a tope 50.000 carros para el 1ero de mayo?", se pregunta uno. Y otro añade: "¿Se habrá resuelto el problema para el 1 de mayo? Ya sé, ya sé la respuesta".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 17