El caracol africano se extiende por doce provincias cubanas

Los únicos territorios en las que no se ha comprobado su presencia son Pinar del Río, Cienfuegos y Guantánamo.

Caracol gigante africano en Cojímar (14ymedio)
Caracol gigante africano en Cojímar el pasado octubre. (14ymedio)

La aparición del caracol africano en Camagüey eleva a doce el número de provincias donde se ha reportado la presencia de este peligroso animal. Hasta el momento las únicas provincias en las que no se ha comprobado la existencia de lissachatina fulica son Pinar del Río, Cienfuegos y Guantánamo.

Según explicó a la radio local Roxana García Domínguez, directora del Centro Provincial de Gestión para la Reducción de Riesgos de Desastres, "solo se ha identificado esa especie en algunas viviendas de las calles Palmira, Callejón del León y San Cayetano, del reparto Torre Blanca, en la capital camagüeyana". Se han recolectado más de 300 ejemplares en varios estadios de desarrollo tras revisar unas 600 viviendas en tres manzanas aledañas al foco inicial.

El pasado 23 de mayo en el asentamiento de Certeneja, en la provincia de Holguín, fueron eliminados 864 ejemplares después de que los habitantes de la localidad alertaran de su aparición.

El pasado 23 de mayo en el asentamiento de Certeneja, en la provincia de Holguín, fueron eliminados 864 ejemplares después de que los habitantes de la localidad alertaran de su aparición

El Instituto de Investigaciones de Sanidad Vegetal (INISAV) emitió este miércoles indicaciones para que la población contribuya al control y eliminación del caracol gigante africano, considerada una de las cien especies más invasivas del mundo.

Entre las medidas el INISAV sugiere la destrucción de la concha y su enterramiento posterior en una bolsa cerrada herméticamente. Otra opción es la de quemarlo de manera segura o sumergirlo en una solución de sal o cal al 3% (tres cucharadas por un litro de agua) durante 24 horas y luego sepultarla. En ningún caso deben arrojarse vivos en ríos, solares yermos, calles o basureros.

El caracol gigante africano puede transmitir enfermedades a los cultivos además de consumir al menos 250 tipos de plantas, muchas de ellas sembradas con fines económicos.

La primera información sobre la llegada de este molusco a la Isla fue dada a conocer por este diario en julio de 2014 tras un recorrido por el municipio habanero de Arroyo Naranjo. En ese texto se advertía que "esta especie pondrá a prueba la capacidad del sistema nacional de salud pública en Cuba para controlar este tipo de situaciones".

___________________________________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 67